Anuncios

La Familia Torres ha presentado las nuevas añadas Antología: Milmanda, Mas La Plana, Reserva Real, Grans Muralles y Perpetual

A cargo del Sr. Miquel Torres Maczassek, y en uno de los elegante espacios del Hotel Arts se presentó el 18 de febrero de 2019, las nuevas añadas Antología de los vinos más representativos de la Familia Torres. La marca de vino más admirada del mundo y de la mano de la quinta generación de esta familia dedicada por completo en cuerpo y alma a la elaboración de vinos de prestigio, explicó uno a uno sus 5 vinos insignia de la casa, los que recogen el esfuerzo y la dedicación de esta familia de bodegueros, la herencia que se remonta a  1870 como bodegueros uniendo tradición e innovación en la elaboración, siempre ondeando la bandera del máximo respeto al medio ambiente, y como viticultores se tiene constancia histórica que data de 1678. Esta larga historia como viticultores y bodegueros les permite ser miembro de Primum Familiae Vini, la asociación que integra 12 de las familias centenarias elaboradoras de vino más reputadas de Europa.

Si el Sr. Miguel A. Torres, 4ª generación, revolucionó el mundo del vino con la introducción de la foránea uva cabernet sauvignon en España, y el tiempo le dió la razón con su reconocido y premiado internacionalmente Mas La Plana, hoy en día su hijo Miguel, cogiendo el testigo a su padre, se ha volcado en la filosofía de elaboración de vinos procedentes de viñas singulares, con historia y en la procelosa recuperación de variedades ancestrales catalanas, españolas y chilenas, contabilizando un total de 56 uvas rescatadas del olvido. Un proyecto complicado pero que está comenzando a dar sus resultados con vinos únicos. Avanzado a su tiempo esta recuperación va unido a medidas como el uso de energías renovables, vehículos sostenibles y otras medidas de eficiencia energética que contribuya a reducir las emisiones de CO2, hasta conseguir una disminución del 28% desde que adoptaron estas comprometidas decisiones.

Nuevas añadas de vinos Antología de la Familia Torres

Nuevas añadas de vinos Antología de la Familia Torres

 

Milmanda 2016

Estas viñas que pertenecen a la D.O. Conca de Barberà, están situadas junto al castillo palacio de Milmanda que representan 1.000 años de historia. Comprada en los años “80” por el Sr. Miguel A. donde plantó la uva chardonnay pensando en el tipo de tierra por la gran capacidad de retención de agua que le ayuda a aguantar todo el seco verano y por la teoría de que si los monjes cistercienses plantaban en Borgoña esta variedad junto a sus monasterios, estaba convencido de que ellos la plantaron en su momento. Recogido a mano sus racimos y seleccionando los mejores, el vino envejece durante 6 meses y después toda la crianza en contacto con las levaduras en depósitos durante 10 meses realizando periódicos “bâtonnages” para acumentar el contacto.

Familia Torres_Milmanda_300ppp

Milmanda. Fotografía gentileza de Familia Torres

 

Mas La Plana 2015

Recoge la herencia del “Gran Coronas Etiqueta Negra” que consiguió el reconocimiento internacional,  para sorpresa de todos, al ganar a los mejores vinos franceses en las Olimpiadas del vino de París de 1979. El Sr. Miguel A. (4ª generación) quería demostrar al mundo que en España se hacían grandes vinos y para ello usó la Cabernet Sauvignon a regañadientes de su padre (3ª generación) y de esta manera consiguió que los vinos españoles fueran respetados por los críticos y la  comunidad internacional. Se elabora dentro de la D.O. Penedès con los mejores racimos seleccionados a mano. Después de la fermentación en depósitos de acero inoxidable pasa 18 meses reposando en barricas de robles francés nuevo (85%) de Tronçais y Nevers.

 

FAMILIA TORRES_Mas La Plana_300ppp

Mas La Plana. Fotografía gentileza de la Familia Torres

 

Reserva Real 2015

Se elabora con uva procedente de una finca de 4 hectáreas con suelo de pizarra muy troceado, y de variedades plantadas de cabernet sauvignon, merlot y cabernet franc. Pertenece a la D.O. Penedès. Envejece en barricas nuevas de roble francés nuevo durante 18 meses.

Grans Muralles 2015

Debe su nombre a las murallas que protegían el monasterio de Poblet de las guerras y de los mercenarios. La seña de identidad personalizada de los vinos que aquí se elaboran provienen de su suelo de pizarra y de las variedades plantadas: cariñena, garnacha, monastrell y las recuperadas querol y garró. Por su localización pertenece a la D.O. Conca de Barberà.

FAMILIA TORRES_Grans Muralles_300ppp

Grans Muralles. Fotografía gentileza de Familia Torres

 

Perpetual 2016

Elaborado con viñas de más de 75 años de edad de variedades cariñena y garnacha en la DOQ Priorat. Suelos de pizarra con baja capacidad de retención de agua le acaban de dar su impronta personal. De pequeñas parcelas pertenecientes a viticultores de la zona y que se cultivan en las pronunciadas laderas. Es el claro homenaje al vino de guarda del Priorat que aguanta perfectamente el paso del tiempo.

Familia Torres_Perpetual_300ppp

Perpetual. Fotografía gentileza de Familia Torres

 

© 2019 José María Toro. All rights reserved.

 

 

 

 

Anuncios

Cavas 10 d’Abril en El Petit Celler

El pasado jueves 20 de abril, El Petit Celler (Beethoven 8, Barcelona) siguiendo su interesante y atractiva propuesta de catas y actividades relacionadas con el mundo del vino y el cava, se encargó de traer a la ciudad condal a 10 d’Abril, una joven pero sabia bodega procedente de Sant Llorenç d’Hortons, municipio situado en el Alt Penedès, Barcelona. Como por su origen se puede colegir, pertenecen a la D.O. Penedès así como a la D.O. Cava.

La D.O. Penedès, situada entre la cordillera Prelitoral y las llanuras de la costa mediterránea, se caracteriza por una gran riqueza en microclimas debido a su proximidad litoral y a su altitud. Con un clima mediterráneo, la zona del Penedès Marítimo (Baix Penedès y Garraf) es más templada por la influencia y proximidad del mar, mientras  que el Penedès Superior (Alt Penedès, Alt Camp, Anoia y Baix Llobregat) con más precipitaciones, presenta  mayor diferencia entre temperaturas máximas y mínimas. El Penedès Central (Alt Penedès) es la síntesis de ambos microclimas.

En cuanto a sus vinos, la D.O. Penedès se caracteriza por la utilización de una vasta variedad de uva como son el xarel·lo, la parellada o el macabeo, entre otras, en blancos, y el merlot, el ull de llebre o la monastrell en tintos.

FullSizeRender-272

Cavas y vinos de 10 d’Abril

Cavas 10 d’Abril  da una vuelta de tuerca a los vinos y cavas de esta D.O. y, manteniendo sus orígenes, se centra en la elaboración de unos caldos de autor con personalidad propia. Para ello, apuesta por una agricultura ecológica y una elaboración artesanal que garantizan matices únicos y diferentes en cada línea de producto.

Jaume Raventós y Javier Hernández, cabezas visibles de 10 d’Abril, fueron los encargados de exponer los siguientes vinos y cavas:

  • Vino blanco Cálida (20% muscat y 80% gewürztraminer): Elaborado a partir de una vendimia nocturna para una maduración a baja temperatura de la uva, Cálida se muestra ante los ojos con un tono áureo, de intensidad media y con pinceladas verdosas. En nariz, ofrece aromas principalmente florales como el jazmín o la rosa, junto con toques de melocotón. En boca, no es tan goloso como a priori se podría esperar, sino que hace gala de esa acidez propia del Penedés. Sedoso y fresco, persiste largamente en el paladar. Acompañaría de forma ideal a platos de marisco, ensaladas y pescados. Se puede decir que Cálida es un vino que transmite calma, la calma de la noche campestre del Penedés.
  • Vino blanco Picu Picu EM8 (Emma 8) (100% xarel·lo): Procedente de viñas de unos 50 años, este monovarietal se cultiva de forma ecológica a 300 metros de altitud en suelo calcáreo y pedregoso. Si bien su fermentación tiene lugar en tanques de acero inoxidable, es el paso por barricas nuevas de castaño el que le aporta esos sutiles toques balsámicos, pero, y gracias al no abusar de la madera, sin perder los aromas esenciales del xarel·lo. Con un color amarillo cercano al dorado mate, indica que fiel al tipo de agricultura que practican en 10 d’Abril, no se han añadido clarificantes ni se ha procedido a filtraciones. Los aromas varietales frescos como el albaricoque junto con gráciles notas de crianza en castaño como ahumados o vainilla, fondos tostados y otros matices dulces se baten en duelo en las fosas nasales, mientras que su paso por boca es ancho y estructurado, fresco, pero con toques ácidos resultado del beso de la madera castaña. Picu Picu EM8 se trata de un vino peculiar, que huye de la indiferencia y del xarel·lo joven, casando de manera óptima con gran variedad de platos de la cocina de proximidad mediterránea como arroces, xatonadas o esqueixadas.
  • Cava Reserva Clos de l’Albert (40% macabeo, 40% xarel·lo y 20% parellada): Fermentado en dos tiempos, una primera fermentación de las tres variedades por separado en acero inoxidable con levaduras autóctonas del Penedés, y una segunda en botella a temperatura constante de 14 y 15°C, Clos de l’Albert se trata de un cava honrado, en el que se ha buscado el control y el equilibrio en el carbónico. Ofrece un color amarillo con reflejos dorados y una burbuja elegante, fina y persistente. En nariz, la manzana Golden y la verde son las protagonistas junto a derivados de su crianza como la almendra tostada. En el paladar, presume de un muy buen equilibrio en el que no hay excesos de acidez. Con toques de pastelería en el post gusto y un punto láctico nada abusivo, es excelente como aperitivo y como paje de pescados, mariscos y carnes blancas.
  • Cava Gran Reserva Terrers de Cal Bayés (40% macabeo, 50% xarel·lo y 40% parellada): Un brut nature llevado al límite. Sus tres variedades se fermentan por separado permitiendo al xarel·lo mantener sus aromas primarios y mejorar las características espumantes y a la macabeo aportar un perfil aromático intenso y complejo que da ese perfume tan distintivo. El color, en gran parte debido a esta última variedad, es de un amarillo tostado con una burbuja fina y de desprendimiento lento. En nariz, frutas al horno y confitadas inspiran paisajes frescos y rústicos mientras que su paso por boca es equilibrado y suave, seco pero dulce, persistente y largo. Se trata de un cava para ser tomado de principio a fin, desde el aperitivo hasta los postres.
Cava Gran Reserva Terrers de Cal Bagés

Cava Gran Reserva Terrers de Cal Bayés

  • Cava Gran Reserva Masia Les Forques (100% xarel·lo): Una excelencia procedente de viñedos viejos situados en suelos de naturaleza calcárea en pleno corazón del Penedés. Con una productividad muy baja, todas las viñas se cultivan sin herbicidas ni insecticidas respetando así la biodiversidad y el medio ambiente. La fermentación de la fruta se lleva a cabo en inoxidable a muy baja temperatura. Tras esta fermentación, se deja cerca de 12 días en lías de xarel·lo para pasar a otra fermentación a base de una levadura de la familia y otra importada de Champagne que le otorga un toque diferencial a la ulterior crianza. Este Gran Reserva muestra un tono amarillo pajizo con reflejos dorados, con rosario de burbujas finas, persistentes y lentas. Tanto en nariz como en boca, se comporta de manera similar: notas cremosas de fruta madura y vainilla conviven con fondos tostados y un complejo ahumado que denota una larga crianza. Es precisamente este ahumado tan especial e intenso el que hace de Masia Les Forques un cava con una capacidad inherente para diferenciarse del resto. Caviares, pescados salseados, carnes y quesos curados se sentirán orgullosos de ser acompañados por este cava.
  • Vino tinto Picu Picu 9 (85% merlot y 15% ull de llebre): Criado en barricas de roble francés y posteriormente en botella, es un tinto en el que se ha buscado sobretodo la frescura y la ligereza. De un atractivo rojo brillante pero sin exceso de color, Picu Picu 9 recuerda a bosque, a jardines de jazmín y a tostados. En boca, se muestra joven pero sin olvidar su crianza en barrica que le aporta esos matices de vainilla y de frutos secos, mientras que la posterior en botella le hace ser un vino ligero y estructurado. Picu Picu 9 se trata de un vino versátil, apropiado para acompañar carnes, segundos platos e incluso para el copeo puro y duro (error, el copeo nunca es duro), que nació de una nueva experiencia y que tiene pinta de perdurar en el mundo vinícola.
Vino tinto Picu Picu número 9

Vinto tinto Picu Picu nº 9

10 d’Abril se reivindican como unos hacedores especiales, concienciados con el carácter que tiene que poseer un vino o un cava del Penedès al mismo tiempo que se rigen por unos principios en los que priman el respeto al medio ambiente y la singularidad de la propia bodega. En palabras de Jaume, «se coopera con payeses para adecuar la viña vieja a la finalidad de la bodega», y ese propósito no es otro que el de sorprender, ilusionar y crear unas altas expectativas que, con el tiempo, cumplirán.

Más información de la bodega en Cavas 10 d’Abril Para saber más del catálogo de referencias así como de las actividades futuras de la vinoteca organizadora en El Petit Celler  del Carrer Beethoven, 8 Barcelona 08021 Teléfono 932 008 260

© 2017 Aarón González. All rights reserved.

Cata de Cavas y Vinos de Castillo Perelada

El pasado 8 de marzo, el emblemático Hotel W Barcelona, fue el escenario perfecto para la extraordinaria presentación y cata de cavas y vinos del Grup Peralada (D.O. Empordà) a manos de Alejandro Rodríguez.

Hablar de los caldos del Castillo de Perelada es hablar de historia, de tradición familiar y de arte.

Si bien la elaboración de vinos en dicho enclave data de la Edad Media, no sería hasta 1923   en el que Miquel Mateu, político, apasionado del arte y la cultura, e hijo del que fuera cofundador de Hispano-Suiza Damián Mateu, comprara el conjunto monumental del Castillo de Perelada para convertirlo en un referente artístico y, por supuesto, para revitalizar una importante tradición vitivinícola presente en la zona del Empordà.

En 1972, Arturo Suqué, yerno de Miquel Mateu, lideraría una transformación enfocada en la calidad y en la meta de hacer de Perelada una de las más prestigiosas bodegas del país. A parte, junto a su esposa Carmen Mateu, inauguraría el reconocido internacionalmente Festival del Castell de Perelada por el que han pasado infinidad de grandes artistas y músicos.

Hoy en día, Javier Suqué Mateu se encarga de dirigir el rumbo de este gran navío apostando por vinos de calidad, plantando y adquiriendo nuevos viñedos y enfatizando la importancia del I+D mediante una constante investigación en tierras ampurdanesas con la finalidad de aprovechar esas cualidades geofísicas y climatológicas que ofrece este territorio tan amado por Salvador Dalí.

En cuanto a la D.O. Empordà, se caracteriza por una heterogeneidad en la tierra en la que priman la textura arenosa y la pobreza en materia orgánica. Suelen ser suelos ácidos que se sitúan desde el nivel del mar hasta una altura cercana a los 260 metros. El clima disfruta del viento de tramontana, que contribuye de manera activa a la buena salud de las viñas. Con inviernos suaves y veranos calurosos pero templados por el Mediterráneo, la temperatura se sitúa entre los 14 y los 16°C, permitiendo el cultivo de variedades de ciclo medio y largo. Referente a los viñedos, son de antigua implantación, si bien en los últimos años se ha ido renovando para adoptar ciertos cambios varietales. Las uvas que predominan son principalmente cariñena y garnacha negra en tintos, y garnacha blanca y roja junto a  macabeo en blancos.

vinos y cavas de Castillo de Perelada

Para esta cata se presentaron los siguientes cavas y vinos:

Cava Stars Touch of Rosé 2014 (90% garnacha y 10% pinot noir): siendo un homenaje a todas esas estrellas que han pasado y pasarán por el Festival Castell de Perelada, este cava elaborado a partir de uvas seleccionadas bajo la D.O. Cava, ofrece un color pálido y rosáceo, así como finas burbujas con formación de corona. Moderno y agradable, se muestra muy floral en boca, seco, pero con vida ácida. La presencia de fruta blanca es más que notable.

Només Garnatxa Blanca 2016 (100% garnacha blanca): con uvas procedentes de viñedos de entre cincuenta y sesenta años situados en la finca Pont de Molins, se obtiene este monovarietal complejo y con alma de manzana. A la vista, presenta un color amarillo pálido con ligeros toques verdosos. En boca ofrece cierto amargor y un gran recorrido. Un claro ejemplo de lo que es un vino con personalidad.

Collection Blanc 2015 (64% chardonnay y 63% sauvignon blanc): este joven de cabello rubio brillante, rebelde e intenso debe buena parte de su personalidad a un 5% de chardonnay que durante el 2015 vivió intensamente en barrica de acacia, adquiriendo un ligero y peculiar toque de madera que se sumaría a un perfume de frutas dulces y tropicales. En boca es redondo y fresco, con un ligero punto carbónico.

Finca Espolla 2012 (50% syrah, 30% monastrell, 8% cabernet sauvignon, 6% garnacha y 6% samsó): con una extensión de 21 hectáreas, Finca Espolla se sitúa en Les Alberes, cerca de los Pirineos, y tiene como principal característica un suelo negro, ácido y pizarroso. Este leal escudero de las carnes “cortas” (pies, carrilleras…) destaca por un color rojo rubí de capa alta. Encontramos abundantes aromas de frutas rojas, así como a balsámicos. En boca es elegante y con una acidez propia de la tierra de la que procede.

Finca Malaveïna 2013 (46% merlot, 21% cabernet sauvignon, 12% cabernet franc, 11% syrah y 10% garnacha): uno de los buques insignia de Perelada, esta «buena vecina» nace de 19 hectáreas de arcilla rojiza y de cantos rodados. Muestra en su rostro un bello color rojo cereza y desprende un aroma a frutos negros con toques tostados. Sus besos son redondos, carnosos, casi cremosos, y ligeramente ácidos, son besos que perduran. Esta vecina envejecerá, por supuesto, pero lo hará de la mejor forma, enamorando de nuevo.

Aires de Garbet 2013 (100% garnacha): De una conjunción dada por el Mediterráneo, la calidez del sol, la tramontana y el suelo pizarroso de la finca Garbet surge este esplendido tinto plagado de recuerdos a hierbas mediterráneas, balsámicos, torrefactos, minerales y frutos rojos. Presenta unos taninos maduros y sedosos, así como un paso por boca agradable y extenso. Igual que Finca Malaveïna, presenta un envejecimiento con buen potencial.

Cava Gran Claustro 2012 (45% pinot noir, 45% chardonnay y 10% xarel·lo): elaborado artesanalmente, se criaba en su origen en las bodegas del claustro situado junto al Castillo Perelada. Se trata de un cava bastante achampanado, de apariencia color amarillo paja con reflejos verdosos y brillantes. Su burbuja es fina y continua, y su sabor, seco y suave, deja vestigios afrutados.

© 2017 Aarón González. All rights reserved 

Restaurante El Caldero y Taberna Murciana

El tradicional caldero, para preparar un buen arroz, ocupa un lugar privilegiado en el interior de este madrileño restaurante, embajador de la gastronomía y de los alimentos murcianos desde 1973 en Madrid. Fundado por Antonio Valero, hace más de 40 años, la nostalgia de su tierra, de sus productos, tanto de la huerta como del Mar Mediterráneo que baña sus costas, le animó a emprender un negocio de restauración que diera de comer a su familia, a sus paisanos y a todo aquél que añorase este privilegiado territorio de España.

restaurante, restaurant, gastronomy, food

Interior del Restaurante. Fotografía gentileza del Restaurante El Caldero

Desde entonces, y semanalmente recibe materia prima de altísima calidad para servir platos del recetario tradicional elaborado con mucho cariño y siempre a fuego lento. De aquél primer restaurante en la céntrica calle de Huertas, del Barrio de Las Letras,  la familia Valero ha abierto una taberna, en Travesía de Téllez cerca de la Estación de Atocha, dónde se sirven los mismos productos pero en un formato más informal. El testigo lo han tomado ya sus hijos Alfredo y Sergio que están al frente de ambos negocios.

El plato más popular y demandado es por supuesto el arroz al caldero, servido en el tradicional trípode y que se elabora según la antigua receta marinera, con ajo, tomate, ñoras y pescado del Mar Menor. Dentro del elenco de arroces son destacables: a banda, el ciego, con verduras de la huerta, con costillar de chato murciano (cerdo autóctono de esta región que felizmente está en proceso de recuperación y que estuvo a punto de su extinción por meros intereses comerciales sin valorar la calidad de su carne) o con bonito del Mediterráneo y gambas entre otros.

Platos también de la zona como el zarangollo (es una fritada de calabaza, cebolla y tomate principalmente) murciano con gamba roja, caracoles a la menta, dorada a la sal del Mar Menor y los paparajotes como postre típico.

La carta de vinos está muy cuidada con explicaciones detalladas de la procedencia y fichas de cata para su selección. Especialmente destacable dos vinos elaborados exclusivamente para El Caldero: AV 100% Monastrell, un tinto de Bodegas Casa Castillo de la DO Jumilla y que su nombre responde a las iniciales del fundador de este restaurante, rindiéndole homenaje con este guiño.  En blanco tienen Sara Valero, elaborado con uva verdejo, de Bodegas Señorío de Barahonda de la D.O. Yecla y que recibe el nombre de una de sus nietas de la profunda admiración que tiene por su familia como punto de apoyo.

Platos degustados:

Ensalada Murciana.

Habitas tiernas a la Huertana, que se deshacen en la boca

Pulpo asado al estilo Murciano

Alcachofas al ajo Cabañil.

Zarangollo Murciano con gambas, a base cebolla, tomate, huevo.

gastronomía, food, gastronmy

Zarangollo murciano con gambas rojas. Fotografía gentileza de Restaurante El Caldero

Arroz Chato y Arroz al caldero (alioli normal, de ñora y de ajete)

arroz, rice, gastronomy, food

Arroz al caldero. Fotografía gentileza de Restaurante El Caldero

Paparajotes, que son un postre típico de la huerta murciana hechos con hojas de limonero recubiertas con una masa hecha básicamente con harina y huevo que se fríen y se espolvorean con azúcar en polvo y canela.

Restaurante El Caldero Calle Huertas, 15 Madrid Teléfono 914 295 044

Taberna Murciana Travesía de Téllez, 2 Madrid Teléfono 914 295 044

© 2016 José María Toro. All rights reserved

A %d blogueros les gusta esto: