Mi mochila de la felicidad

En mi mochila de la felicidad guardo muchísimas cosas buenas.  Casi todas las que no acaban en  mi mochila de pensamientos y sentires innecesarios. La de la felicidad es ligera y brillante como un rayo de luz. Me la imagino color verde agua con tirantes de purpurina y una estrella plateada en el bolsillo. Quizá es un poco llamativa pero combina bien con todos mis vestidos. Hasta con el pijama. Y no me cansa.

La mochila de los desaires y los miedos aunque es pequeña, pesa demasiado para mi edad  y además es fea y  negra como un cuervo.  Se ha ido destiñendo con el paso de los años y la cremallera se atasca de vez en cuando. A veces hasta me he pillado el dedo sin darme cuenta y me ha hecho pupa. Mucha. Por eso y porque está llena de sentimientos inútiles y paralizantes he decidido tirarla al contenedor  no reciclable. A ella y a todo su contenido. Ahí va. ¿Acaban de oír un plof gigante o es mi imaginación desbordada? Pues sí, ya está hecho.

A partir de ahora, la mochila negra es historia. Las experiencias desastrosas y los temores absurdos irán directamente al cubo de los desechos. Al desague neuronal no, por si se atasca. De hecho estoy pensando en poner un cartel junto a mi almohada: por favor, no depositar basura mental. Peligro de obstrucción. A esos “sentimientillos” molestos les daré dos minutos de gloria  y después: “hasta luego, Lucas”. Que la vida son dos días y no quiero tener surcos en la espalda. Y mucho menos en el alma.

Mi mochila de la felicidad me acompañará este verano hasta para ir a tomar el café. Estaré pendiente de cazar momentos de serenidad y alegría para que se vea mullida y gordita.  Que sepas que si esbozas una sonrisa mientras me lees, la atraparé y la meteré dentro. Ya la veo deslizándose entre los abrazos de mis padres, los besos de mi chico y las manitas de mis sobrinos. Porque mi mochila de la felicidad aunque es liviana, es enorme y cabe el último viaje a la Toscana, el olor de las mandarinas recién cogidas  y la cena de fin de curso del instituto allá por el siglo pasado. También todos los paisajes que me han hecho llorar de emoción, los veinte conciertos de Ismael Serrano y los kilos de chocolate que me habré comido durante toda mi vida. La verdad es que si lo pienso bien, mi mochila de la felicidad está plagada de instantes geniales, quizá alguno de ellos contigo. Así que ya que estamos en modo mimosín, te lo agradezco de corazón. “Y lo sabes”.

Echando la vista atrás y  haciendo recuento de sentimientos compartidos me siento tremendamente afortunada.  Y es que  los momentos de felicidad de mi mochila verde agua son tantos y tan maravillosos que hacen olvidar en un segundo a los de la recién fallecida mochilita negra. Así que, bueno, lo siento por ella porque aunque me ha acompañado durante mucho tiempo, no le guardaré luto. Ni un poquito. DEP.

BSO Rebelión en Hamelin de Ismael Serrano

© 2016 Noemi Martin. Todos los derechos reservados.

 

Sirvent Barcelona. Un gastrobar hipster en el Barri de Sant Antoni

www.bloghedonista.com

Interior de Sirvent Barcelona. Fotografía de José María Toro

En la memoria colectiva de los barceloneses tenemos asociados el apellido Sirvent a helados y horchatas en verano, y turrones en invierno. Siempre ligado con momentos dulces, en especial a domingos por la tarde de plena canícula paseando por el Paral.lel o la Ronda de Sant Antoni con alguna de sus especialidades por la calle, haciendo equilibrios con sus cucuruchos para que no se derritieran demasiado rápido como consecuencia de las altas temperaturas estivales.

www.bloghedonista.com

Interior de Sirvent Barcelona. Fotografía de José María Toro

Los años pasan y las nuevas generaciones más inquietas de una de las ramas de esta familia turronera, heladera y horchatera se ha lanzado a la aventura de la cocina salada, rompiendo la tiranía de la estacionalidad pero sin olvidar sus orígenes golosos, creando un multiespacio en la barcelonesa Ronda de Sant Pau, 67. Un local que lleva la impronta inconfundible del interiorista Lázaro Rosa Violán, en un barrio en continua transformación, que los bohemios hipsters ganan día a día, dentro de ese proceso de gentrificación. Pronto la revista Monocle, la biblia inglesa que asevera que es moderno y que no, se fijará en este local (si no lo ha hecho ya).

www.bloghedonista.com

Interior de Sirvent Barcelona. Fotografía de José María Toro

Con una barra de 45 metros en forma de “U” como eje vertebrador del local, que permite tener una visión amplia del elenco de productos que ofrece este gastrobar, dividida en varias zonas: pastelería y bollería, zumos, máquina de hacer helados al momento y así satisfacer los gustos más caprichosos, como el más increíble e inverosímil último sabor conseguido de pizza a la carbonara. Con la clara intención de ser un lugar de peregrinación para los más cafeteros de la ciudad, locales y de paso, tiene un café de origen seleccionado, así como el blend Sirvent Barcelona, especialmente preparado para esta casa, a partir de la mezcla de 4 cafés de origen: de Brasil, que le da cuerpo; Guatemala, frescor; India, elegancia; y, Etiopía, aroma. Todo con el asesoramiento del gran maestro tostador Salvador Sans de otro comercio referente de la Ciudad Condal: Cafés El Magnífico. Las manos expertas de un barista como Sergio Rodríguez, campeón de España en el 2012 en su especialidad, convierte el momento café en algo único por sabor y aroma, añadiendo un plus visual a sus creaciones efímeras con la espuma de la leche sobre los cappuccinos. Para los que prefieren bebidas más saludables también tiene su espacio en el Juice Bar. Los bocadillos gourmet y los platos salados cierran la barra.

Cocina y obrador a la vista tras unas cristaleras. Comedor amplio y diáfano, con sillas y taburetes de diseño industrial, maderas y baldosas claras, todo muy en la línea de la brooklynization, esa admiración profunda que se siente por ese barrio carismático de Nueva York. El resultado es un gastrobar para comer bien, de forma informal con un precio medio de 25 euros, dónde los clientes de proximidad, de toda la vida del barrio, se entremezclan con visitantes de otros distritos o turistas de paso por nuestra ciudad.

En el obrador elaboran todos los productos que sirven, con mucha maquinaria especializada que les permite ser autosuficientes. Abierto todo el día para disfrutar de sus artículos en las diferentes horas de una jornada: desayuno, media mañana, tiempo del aperitivo, comida del mediodía, merienda de la tarde, cena, y por supuesto helados, horchatas y granizados en cualquier momento.

Platos degustados:

  • Bravas Sirvent, con patata agria que es la más indicada para prepararlas frita. De contorno crujiente y su parte central más blanda. La salsa que las acompaña en el fondo es para untar las patatas a discreción.
www.bloghedonista.com

Bravas Sirvent. Fotografía de José María Toro

  • Ensaladilla rusa con mayonesa de remolacha y helado de piquillo. Un plato para unir el sabor dulce con el salado y que queda muy bien integrado.
www.bloghedonista.com

Ensaladilla rusa con mayonesa de remolacha y helado de piquillo. Fotografía de José María Toro

  • Tartar de salmón con salsa kimuchi (de sabor ahumada) eneldo y huevas.
www.bloghedonista.com

Tartar de salmón. Fotografía de José María Toro

  • Surtido de croquetas caseras: de cabra con manzana caramelizada, de boletus, de jamón, de merluza y gambas.
www.bloghedonista.com

Surtido de croquetas caseras. Fotografía de José María Toro

  • Ensala de quinoa con toque mejicano.
www.bloghedonista.com

Ensalada de quinoa con toque mejicano. Fotografía de José María Toro

  • Costilla de buey a baja temperatura con su salsa barbacoa ¡para chuparse los dedines!
www.bloghedonista.com

Costilla de buey a baja temperatura con salsa barbacoa. Fotografía de José María Toro

  • Un plato muy del sur como es el cazón en adobo. Perfectamente elaborado.
www.bloghedonista.com

Cazón en adobo. Fotografía de José María Toro

  • Surtido de tartas: cheesecake, applecake, carrotcake, chocolate cake y delicioso pecat blanc.
www.bloghedonista.com

Surtido de pasteles. Fotografía de José María Toro

  • Para finalizar la experiencia un “xuxo” relleno de gianduja.

Sirvent Barcelona en Ronda Sant Pau, 67 de Barcelona. Teléfono 938 292 263

© 2016 José María Toro. Todos los derechos reservados.

Diez haikus de verano

Por si no estás familiarizado con ellos, los haikus son un tipo de poema breve de origen japonés que muchas veces recoge ideas yuxtapuestas. Están formados generalmente por tres versos de cinco, siete y cinco  “moras” o sílabas, respectivamente. Los haikus suelen incluir imágenes de la naturaleza y aunque casi nunca riman, son una buena forma de ponerte en modo poético y activar tus sentidos. A partir de unas pocas palabras, el lector, si así lo siente, ha de imaginar el resto.  Aquí te dejo unos cuantos kaikus para dar la bienvenida al verano.  ¿Te animas a crear?  Basta con apuntar tus ideas en una libretita o el mismo móvil.  Estos meses son una  buena época para contemplar todo lo que nos rodea y también para dejar volar nuestra imaginación a la orilla del mar.

www.bloghedonista.com

Fotografía de Noemi Martin

 

Respiro en ti.

Luna llena de junio,

me dejas plena.

 

Como los caracoles.

Como la vida.

Sabías a sal.

 

El mar está revuelto.

El alma canta.

Ya no te siento.

 

Noches azules.

Y la luna bailando

desde poniente.

 

Mientras tú duermes,

el sol toca la puerta.

Yo me despierto.

 

Niños que vuelan.

Sueñan castillos pardos.

Arena tibia.

 

Vinito blanco.

Miro el atardecer.

Aún me amas.

 

Y tan desnuda.

Huyendo feliz

por esos mundos.

 

Agosto vivo.

Calles acaloradas.

Bebo té frío.

 

Tic tac tic tac tic.

El otoño dormita.

Déjalo quieto.

 

BSO de este post Music Zen Garden

© 2016 Noemi Martin. Todos los derechos reservados.

 

 

Roger Goulart 2005 Gran Reserva Extra Brut

Contra estereotipos y cánones preestablecidos hay una nueva corriente de bodegueros y enólogos que apuestan, que arriesgan por llevar sus productos hasta situaciones que nadie hasta ahora se había atrevido. Contra la creencia popular de que el cava se tenía que beber pronto, que se estropeaba decían algunos, y otros clarividentes sentenciaban que el cava no podía envejecer, la decisión de Cavas Roger Goulart era apostar por la larga crianza, apartando una parte muy seleccionada de su vendimia del 2005 y estudiar su evolución.

www.bloghedonista.com

Roger Goulart 2005 Gran Reserva Extra Brut

La bodega está situada en el corazón del Penedés, en Sant Esteve Sesrovires, y deben su nombre a la masía que acoge a la bodega, Can Goulart, que data de los albores del siglo XVIII. Después de seguir a conciencia el ciclo natural de la viña y de mimar sus granos de uva, vendimian para pasar a elaborar según el método tradicional, con una segunda fermentación en botella y posterior crianza sobre sus propias lías en el subterráneo a 30 metros de profundidad.

www.bloghedonista.com

Surtido de sushi para maridar con cava Roger Goulart 2005 Gran Reserva Extra Brut

Después de casi 11 años de paciente espera, la puesta de largo de este cava de la añada del 2005 tenía que ser en un lugar de excepción, en un marco incomparable como fue la terraza trasera de la Fundació Joan Miró, con vistas impagables de Barcelona. Y así cuando los últimos rayos de sol se despedían de la Ciudad Condal se presentó el cava Roger Goulart 2005 Gran Reserva Extra Brut. En la cata improvisada por el enólogo y degustación de estas botellas, se pudo comprobar que todavía tenía recorrido. Visualmente tenía un color amarillo pálido y con abundantes burbujas finas. En nariz aromas a los frutos secos, a membrillo y a corteza de pan. En boca la acidez está marcada que le da fuerzas para aguantar aún más. También notas tostadas y de frutas carnosas.

© 2016 José María Toro. Todos los derechos reservados.

En casa de Cayetana

Hace sólo tres meses que abrió sus puertas en Sevilla y ya se ha convertido en visita obligada. Algunos de los rincones más especiales del Palacio de las  Dueñas, la casa favorita de la Duquesa de Alba, pueden descubrirse por ocho euros: el precio de la entrada general. De paseo por la capital hispalense, entre tapa y tapa de “pescaíto” frito, albóndigas de choco y alguna que otra copa de vino, hemos recorrido los jardines y habitaciones del Palacio. Y lo hemos hecho por dos razones fundamentales: porque fue la residencia de una de las mujeres más hedonistas de este país – tenía dinero de sobra para disfrutar de viajes y fiestas pero, sobre todo, un carácter atrevido y optimista-  y porque en una de sus muchas estancias nació el fantástico poeta Antonio Machado. 

www.bloghedonista.com

Busto de la Duquesa de Alba en el interior del Palacio de las Dueñas. Fotografía de Noemi Martin.

Historia. El Palacio fue construido entre los siglos XV y XVI  y perteneció originariamente a los Pineda pasando a ser propiedad de la Casa de Alba en el año 1612. En el siglo XIXla familia habilitó parte del Palacio y lo transformó en casa de vecinos. Gracias a esta circunstancia, la familia Machado se convirtió en inquilina del número cinco de la Calle Dueñas y  fue en este lugar donde el 26 de julio de 1875 nació Antonio Machado. El poeta recuerda su infancia sevillana y rememora los patios, la luz y hasta el limonero del Palacio en alguno de sus más famosos versos. Posteriormente, en 1931 la Casa fue declarada Bien de Interés Cultural, formando parte del más significativo patrimonio histórico de Sevilla. Además, fue el refugio favorito de Cayetana de Alba hasta su muerte en él, en noviembre de 2014.

www.bloghedonista.com

Palacio de las Dueñas. Fotografía de Noemi Martin

Arquitectura. El palacio de las Dueñas está conformado por enormes patios andaluces, edificios, caballerizas y estancias variadas. Su estilo integra el gótico-mudéjar con el renacentista en un conjunto ecléctico de cerámica, azulejos, arcos y ladrillos.  En la entrada al Palacio se reconoce el escudo del ducado de Alba que da la bienvenida al visitante. También una placa que advierte de la llegada al mundo de Machado entre estas paredes. Una vez dentro, durante el recorrido -que puede llevarte poco menos de una hora- podrás conocer salones variopintos y repujados como la Sala de la Gitana o el del Tablao o incluso la capilla donde se casó la Duquesa por última vez. También, como no, mitigar el calor andaluz bajo los limoneros y naranjos del patio principal.

www.bloghedonista.com

Palacio de las Dueñas. Fotografía de Noemi Martin.

Colección de arte y objetos personales. Además de sus hermosos patios y jardines, Las Dueñas ofrece una importante colección de pinturas, tapices, esculturas, muebles antiguos, porcelanas de gran valor y piezas arqueológicas de la época romana y medieval. Así por ejemplo, en su pequeña capilla se puede encontrar la obra de Neri di Bicci: Santa Catalina de Siena entre Santos, del siglo XV y en la sala de La Gitana, la estatua de Mariano Benlliure que le da nombre y La Epifanía de Lucas Giordano. Además de todo lo anterior, algunas de las estancias recogen cuadros personales, vestidos de faralaes y fotografías familiares. También carteles taurinos y capotes que reflejan la conocida afición a la tauromaquia y al flamenco de la Duquesa de Alba.

www.bloghedonista.com

Palacio de las Dueñas. Fotografía de Noemi Martin

Un poco de cotilleo. Por si no eres asiduo a las revistas del corazón, te recordamos que el Palacio ha sido lugar de encuentro de miembros de dinastías europeas y personalidades del mundo de la cultura, la política y el arte. Han visitado la Casa o residido en ella, personajes como la Emperatriz Eugenia de Montijo, Alfonso XIII, Jacqueline Kennedy, Wallis Simpson, Grace Kelly y su marido Raniero de Mónaco, entre otros muchos. Además, Cayetana de Alba, la mujer con más títulos nobiliarios según el Guinness, celebró su comentada tercera boda con Alfonso Diez en la Capilla de las Dueñas y en este Palacio pasó también los últimos días de su increíble vida.

www.bloghedonista.com

Placa informativa sobre el nacimiento de nuestro gran poeta Antonio Machado en el Palacio de las Dueñas. Fotografía de Noemi Martin

Tras la muerte de Cayetana, el nuevo jefe de los Alba, su hijo Carlos Fitz-James-Stuart, decidió abrir la Casa al público en homenaje a su madre y también para mantener el Palacio con los nuevos fondos. Gracias a su iniciativa, los amantes del arte y también los de la figura de Cayetana de Alba podrán visitar en Sevilla la parte baja de la vivienda: unos mil novecientos m2 de los más de nueve mil que alcanza el popular conjunto arquitectónico.

http://www.lasduenas.es/

© 2016 Noemi Martin. Todos los derechos reservados.

Les Etoiles de Mougins

 

http://lesetoilesdemougins.com/

Le grand rendez-vous annuel des chefs pendant 3 jours: vendredi 10, samedi 11 et dimanche 12 de Juin 2016.

Mougins est une petite ville des Alpes Maritimes, nichée entre les plus beaux villages du sud de la France : Mandelieu, Vallauris, puis Cannes, VenceLe Festival Les Etoiles de Mougins fête ses 10 ans ! En 2011, la Ville est même honorée du label Ville et Métiers d’Art au titre de la Gastronomie !! Avec simplicité, au cœur de la ville, vous pourrez rencontrer de grands chefs, tels que Thierry Marx qui sera cette année l’invité d’honneur, avec sa cuisine de précision et raffinée. Le festival est bien ancré dans son temps : il y aura des food trucks, il est en effet très à la mode de faire voyager sa cuisine auprès des amateurs de bonne chère, des concerts, un four à pain… Vous pourrez même participer ou observer un concours de jeunes pâtissiers ainsi que le concours du jeune sommelier… En plus de découvrir Mougins qui est un endroit charmant, l’animation sera de la partie ! Bon appétit!

Ici le programme : http://lesetoilesdemougins.com/programme/
Et une fois le festival terminé, que diriez-vous d’un « Arty Trip »  à Saint Paul de Vence, voir la Fondation Maeght ?

Versión en castellano

Mougins es una pequeña población de los Alpes Marítimos, situado entre los más bellos pueblos del sur de Francia: Mandelieu, Vallauris, Cannes, VenceLe Festival Les Etoiles de Mougins festeja sus décimo aniversario. En el año 2011, este pueblo fue nombrada con el título  de Ville et Métiers d’Art en el apartado de Gastronomía. En el centro del pueblo, se podrá encontrar grandes chefs, tales como Thierry Marx (chef con dos estrellas Michelin en el restaurante Sur Mesure en el Hotel Mandarin Oriental de Paris) que será este año el invitado de honor, con su cocina refinada y de precisión. El festival está bien anclado en los tiempos que vivimos: habrá food trucks, muy a la moda para los amantes del buen comer, conciertos, un horno de pan… Podréis también participar u observar un concurso de jóvenes pasteleros así como también el del joven sumiller. Además podréis descobrir Mougins que es un pueblo encantador, la animación está asegurada. ¡Qué disfrutéis!

Una vez acabado el festival, es interesante hacer un “Arty Trip” para visitar la Fundación Maeght en Saint Paul de Vence.

El festival se celebrará durante 3 días desde el viernes 10 hasta el domingo 12 de Junio de 2016.

© 2016 Alex Molla. Todos los derechos reservados.

Aprendiendo a “nadear”

Sí, lo he escrito bien. “Nadear”: no hacer nada, estar en el vacío, dejarse llevar o simplemente ser.

Desde pequeños nos enseñan que es necesario estar haciendo algo siempre. –Niño, si no estás haciendo nada, ven a ayudarme. -¿Qué haces ahí sin hacer nada? ¡Pareces tonto! Después, cuando crecemos, nosotros mismos nos imponemos el no parar un segundo, al margen de nuestras obligaciones ineludibles. Para eso nos han adiestrado y hay que ser obedientes: –Hoy que no tengo nada que hacer, después de trabajar, voy a aprovechar para ir al supermercado, poner la lavadora, llevar el perro al veterinario, arreglar el armario  y quedar con unos amigos para tomar un gin tonic. Seguro que te suena, ¿verdad? Debes hacer algo, lo que sea, para llenar los pequeños espacios en blanco de tu vida. Hay que buscar urgentemente una actividad física o mental que nos ocupe. Hacer cosas, “cosear” a todas horas. Si no te mueves compulsivamente, eres un ocioso, un desganado o un apático sin remedio. ¿Cómo vas a estar sin hacer nada? Venga, ponte las pilas. Sal con tus colegas, vete al gimnasio, trabaja a destajo, aprende ruso.

¿Y que hay del placer y, sobre todo, la necesidad de poner el off de vez en cuando? Y cuando digo off no me refiero a irse de viaje un mes a Argentina, coger diez aviones, levantarse a las seis de la mañana para “aprovechar los días”, recorrer tres glaciares, ir a cinco obras de teatro y a seis conciertos de jazz. Cuando hablo del off, hablo del de verdad, algo mucho más sencillo y económico: apagar la mente por un rato todos los días y dejarse llevar por el vaivén del silencio y la nada. O fijarse en las olas del mar o escuchar la fuente del parque. O comer sin la radio, a solas, saboreando y oliendo cada bocado.

www.bloghedonista.com

Fotografía de Noemi Martin

Seguro que como yo, eres de los que aprovechan cualquier momento para consultar el móvil compulsivamente: en un taxi, en la sala de espera del médico, o incluso si desayunas a solas. Ya que no estoy haciendo nada, voy a mirar el periódico o las redes sociales o voy a aprovechar para mandar unos “wasapitos” a mi amigo Perico.

En los últimos tiempos, después de darme cuenta de que estaba empezando a saturarme mentalmente, me he impuesto estar conmigo misma en esos pequeños espacios libres que nos regala el día a día. Todos los tenemos por muy ocupados que estemos. La verdad es que me echaba de menos: a mí, al silencio y al disfrute de los sentidos desde la plenitud de la conciencia. Y es más fácil de lo que pensamos. Pero no, no estamos acostumbrados a sentarnos relajadamente a “nadear” un ratito. ¡Qué daño nos ha hecho la cultura de la productividad y la multitarea! Sí, ésa: la de producir estresados, enfermos, insomnes y ansiosos.

Ahora,  tras un tiempo visitando la nada de cuando en cuando, miro a mi alrededor y me doy cuenta de que empiezo a formar parte del pequeño grupo de personas que no consulta el teléfono en el tranvía o cuando va caminando por la calle. Lo admito, era de esos viandantes que cruzan el paso de peatones revisando el cacharro diabólico. Pero sí, es posible “dejarlo”. Como también lo es sentarse en un sillón diez minutos sin engancharse a la tele o una revista. ¿No estás aburrido de tanta información inútil? ¿No te apetece desconectarte del planeta un buen rato? De hecho, no me importaría que dejaras de leerme en este mismo momento.

Desde el Blog Hedonista reivindico la quema urgente de agendas y obligaciones ridículas y voto por el simple placer de no hacer nada, de pararse a respirar y sentir como se llenan de aire los pulmones. De tomarse un café disfrutando de cada sorbito. De perderse en el sonido de una melodía. Llámalo como quieras: meditación, mindfulness, atención plena…o simple holgazanería mental. Yo lo llamo volver a nuestra esencia o si te gusta más, “nadear”. Te invito a que pruebes y me cuentes. Yo estoy aprendiendo.

BSO Lo que sueñas vuela (A Solas 2012) Marlango

© 2016 Noemi Martin. Todos los derechos reservados.

Seguir

Recibe cada nueva publicación en tu buzón de correo electrónico.

Únete a otros 1.279 seguidores

A %d blogueros les gusta esto: