Restaurante Lobbo

Restaurante Lobbo  C/ Gabriel Lobo, 11 Madrid 28002 Teléfono 91-5626845

Después de una primera visita obligada a la concurrida barra de pinchos que pivota alrededor del original grifo de cerveza que brilla con luz propia en este escenario de afterworks modernos, nos encontramos con el comedor de esta casa de comidas con dos «b» donde transcurren muchas historias según la zona en que te acomoden.
DSC_1048
La zona más íntima y recogida junto al expositor de todo el elenco de ginebras Premium (Nº 209, Mombasa, etc) que da pie a alargar la noche con una primera copa, o las que hagan falta. La otra zona de mesas redondas para compartir platos, mucha amistad y mejor humor junto a la zona acristalada y refrigerada de la bodega de vinos.
La carta está pensada para satisfacer gustos clásicos y también para los más modernos, con platos para compartir y otros que permiten ese deporte tan femenino de observar y deducir en esa primera cita el lenguaje no verbal que dice tanto de nosotros, de tal forma que se convierta en toda una relación de por vida o acabar en nada.

IMG_20140429_225344 (1)

Tartar de tomate, aguacate y salmón marinado con salmorejo

La carta guarda otra sorpresa: pequeños guiños artísticos, licencias que se permite Jaime, uno de los socios, a su vocación latente de estudiante de Bellas Artes reconvertido en empresario.

Platos degustados: patatas bravas en su punto óptimo de bravura servidas en una simpática cazuela de cocina. Exquisitas croquetas de chipirones acompañados de un original allioli de su propia tinta. Excelente steak tartar preparado en una mesa lateral junto a la nuestra. ¡Chapeau! Me gusta  la preparación al momento y en directo de este plato y soy consciente del esfuerzo que significa pero que dice mucho del profesional que lo prepara. Pulpo con patatas acompañado de rúcula frita. Wok de verduras. Piruletas de langostinos con kataifi y perfume de soja. Refrescante tartar de tomate, aguacate y salmón marinado con salmorejo. Risotto  con trufa y parmesano presentado con un delicado mini rallador. Este es uno de esos platos trampa para examinar atentamente y sacar conclusiones. Preguntas del tipo ¿será tan caballero que me rallará el parmesano sobre el risotto? ¿Cómo se manejará con el mini rallador? … Momentos como éste pueden variar el destino de nuestras vidas.
IMG_20140429_233801

Tubos de crema de yogur y puré de mango o con fruta de la pasión

De postre una tarta árabe y para finalizar unos sorprendentes tubos, emulando a las acuarelas de los pintores, rellenos de crema de yogur y puré de mango o con fruta de la pasión. Atención que también tiene trampa ¿que haréis cuando os lo presenten? ¿Cómo os lo comeréis? ¿Apretando por el medio como hacéis con vuestra pasta dentrífica o desde el final del tubo? ¿cerraréis el tubo cuando hayáis acabado o lo dejaréis abierto? Taxativamente … es la última prueba a superar porque vuestro futuro como pareja está en juego.
La bodega también es muy representativa de este pensamiento abierto a la diversidad de gustos: Riojas y Riberas se entremezclan con otros caldos de estilo contemporáneo donde los aromas primarios no se dejan invadir por los aromas terciarios del envejecimiento en barricas. Esos vinazos de nuevo cuño que los más avezados buscan por el equilibrio de la rebosante juventud que transmiten sin perder esa pátina de la madurez llevada con dignidad: Sierra Cantabria de La Rioja, Prima D.O. Toro y Les Cousins entre otros.
Precio medio 30-35 euros. Menú diario.
Banda sonora de este post el tema Rather Be de Clean Bandit feat Jess Glynne.
DSC_1054

Taverna Hofmann

El mismo local que en un tiempo pasado estuvo ocupado por un taller mecánico ya hace algunos años que se  dedica a la restauración y recientemente está regentado por el grupo Hofmann. Es el hermano pequeño de esta saga de alta gastronomía y que con el formato de taberna nos acerca el savoir faire de la escuela de cocina, la pastelería y el restaurante con estrella Michelin homónimo.

pan

Pan rústico

El perímetro alargado que a priori le da un carácter serio, rígido y que permite pocas concesiones en la distribución de las mesas, gracias al juego acertado de la decoración con un toque rústico por la piedra desnuda en una de las paredes, la que toca las mesas, y en la opuesta, forrada de lamas de madera con ondulaciones consiguen desdramatizar la sensación de tubo para crear un conjunto elegante y alegre, aprovechando esas curvas en forma de ola marina para la colocación de los comensales según el número de personas a compartir mesa. Envidiable nevera de vinos a ambos lados de la entrada.

bravas

Patatas bravas al horno con romero

 

jamon

Coca de jamón ibérico

macarrones

Macarrones de pesto y boloñesa

vaso yuzu

Vaso de yuzu y té verde

Carta desenfadada, donde prima la calidad del producto, con el claro objetivo de democratizar su alta cocina, sin barroquismos superfluos, de vuelta a los orígenes pero con una presentación que mima los detalles sin escatimar, verbigracia el pan rústico elaborado por ellos y servido en paleta de madera, en versión reducida, de las que se usan en las tahonas. Platos degustados: Emocionantes patatas bravas al horno con romero, a mi gusto en su punto de bravura. Coca de jamón ibérico. Deliciosos cromesquis de pies de cerdo que son como croquetas pero sin rebozar en huevo y pan rallado. La masa- en este caso los pies de cerdo no pierden su forma- se envuelve en una pasta de fritura específica y se cocina en abundante aceite de oliva virgen extra otorgándoles un toque crujiente a su capa externa. Épicos macarrones de pesto y boloñesa de lagrimita. Fetén steak tartar acompañado de sus patatas neuf. Original presentación del elenco de postres en caja de madera sustituyendo al carrito de ídem. Mi opción elegida entre tanta tentación dulce: un refrescante vaso del cítrico yuzu combinado con té verde.

Representativa bodega con la posibilidad de pedir vinos a copas. Para redondear el ágape un café cortado de Cafés El Magnífico de esos que dejan un buen final sabor de boca. Me quito el sombrero por todos los restaurantes que cuidan el café.

Precio medio 30- 35 euros.

Taverna Hofmann en la Calle Girona, 145 de Barcelona 08037 Teléfono 936 241 762

Banda sonora del post el tema Sailing del renovado y carismático Mike Oldfield.

Fotos by Gemma

A %d blogueros les gusta esto: