Eurovisión, atrévete a soñar

Si el próximo año Eurovisión se celebrase en el Polo Norte, probablemente empezaría a buscar hotel en Longyearbyen este domingo. Una vez que pruebas, no hay marcha atrás. Te lo aseguro. Por suerte, Israel queda más cerca y tiene mejor clima. En 2019, Netta, la cuarta victoria del país en cuarenta años, nos ha traído a Tel Aviv con un lema potente: atrévete a soñar. Dejando a un lado las cuestiones políticas, que no pierden su trascendencia por ello, los eurofans han llegado a Israel desde todo el mundo (hoy conocí a un peruano que venía a apoyar a Rusia) en son de paz. Esta semana en Tel Aviv se habla de música, de amistad, de tolerancia. Ese es el espíritu del Festival desde sus inicios y en ésta: su sesenta y cuatro edición. El que no se lo crea, que venga y lo viva in situ.

Bienvenida en un edificio de Tel Aviv

 

En esta ocasión, como casi siempre, participamos de la fiesta eurovisiva sin opciones a podio. Nos faltan entrenadores y deportistas de  trayectoria contundente.  Es muy difícil aspirar a medalla y más con amateurs. De todos modos, hay que valorar la fuerza,  el color y la alegría que Miki quiere llevar al escenario con «La Venda», una canción que habla de quitarse las máscaras para vivir con autenticidad. Lo que todos necesitamos en esta sociedad confusa. El chico de Terrassa se lo ha currado con las herramientas que tiene para intentar hacer una buena  actuación. Ya veremos si entra en el top diez. Sea como fuere, nos iremos de Israel con la maleta de mano rebosante de nuevas experiencias: visitar la Ciudad Vieja de Jerusalén, Nazaret y el Mar de Galilea es ya una inolvidable consecuencia de esta edición. También conocer la incombustible Tel Aviv, sus cafés, gastronomía, sus playas y su gente amable porque así es, al menos en las distancias que hemos mantenido como huéspedes. Sin conflictos de por medio.             

Playas de Tel Aviv

 

Probablemente, Eurovisión 2020 se celebre en un país más apacible que éste, como Holanda, Suiza o Suecia, algunos de los favoritos. En cualquier caso, el alma brillante de Eurovisión siempre será la misma, vaya donde vaya. Esto, lo prometo, es mucho más de lo que se ve en la pantalla. 

BSO La Venda de Miki Núñez.

© 2019 Noemi Martin. All rights reserved

Mireia Riba ha ganado la XVI edición del Concurso Maestro del Espresso Junior 2019 de la Península Ibérica organizado por illycafé y Spaziale SA.

Las marcas líderes en su sector como illycafé (empresa italiana que es sinónimo de café de alta calidad) y Spaziale SA (compañía igualmente del país de la bota que es todo un referente en el mundo de las máquinas profesionales del café espresso) y con el claro leitmotiv de difundir la cultura del buen café espresso han formado en esta décimo sexta edición a más de 700 alumnos de 70 escuelas de España y Portugal.

La final se celebró el 14 de mayo de  2019 en el Hotel Le Méridien de Barcelona. Entre nervios y muchas ilusiones de los jóvenes concursantes, los 20 alumnos clasificados han tenido que demostrar sus virtuosas habilidades para conseguir un espresso perfecto, ése por el que suspiramos cada mañana o en cada momento que queremos disfrutar de un buen café: como elpunto de molienda del café, la dosis necesaria para extraer, tiempo determinado marcado por un riguroso jurado, el volumen de café en taza correspondiente al perfecto espresso. Una vez hecho todo esto con dos espressos, el alumno ha tenido que montar correctamente la leche para conseguir la textura adecuada para elaborar dos cappuccinos. Todo esto en un tiempo máximo de 10 minutos.

Después de diferentes pruebas se impuso la estudiante Mireia Riba de la Escola Joviat de Manresa tras preparar con extremada precisión un espresso y un cappuccino. El premio para la ganadora ha sido de 2.000 euros, un curso de Coffee Expert en la Università del Caffè di Trieste (Italia), una máquina profesional Spaziale SA. y el suministro de 60 kg. de café illy para su escuela.

Mireia Riba

Mireia Riba

 

El jurado como no podía ser de otra forma estuvo compuesto por un grupo de 8 expertos dedicados al café como Massimo Saggese, Director General de illycafé sucursal en España y Portugal, Sergio Margaria presdiente de Spaziale SA. entre otros.

Para illycafé el concepto «espresso» lo definen como «la quinta esencia del café, el perfecto equilibrio entre cuerpo, sabor y aroma. Su preparación consiste en 25 ml. de café en taza, recubierto por una crema densa, persistente y de color avellana, que se consigue gracias a la presión de 9 atmósferas proporcionada por la máquina espresso profesional, y que deja circular agua a una temperatura aproximada de 90º C durante 30 segundos a través de un panel de 7 gramos de café con una molienda adecuada y bien prensada». 

Mireia Riba en la recogida de su premio

Mireia Riba en la recogida de su premio

 

Esta empresa familiar de illy fue fundada en 1933 y en la ciudad italiana de Trieste nació con la vocación de ofrecer el mejor café del mundo. Su blend 100% Arábica está compuesto por nueve de las mejores variedades de café Arábica del mundo. Actualmente se sirven más de 7 millones de tazas de café en 140 países del mundo cada día de su marca. Desde sus inicios no han dejado de innovar siendo el precursor del espresso, con el primer Premio Brasil a la mejor calidad del café en 1991 y al trabajar directamente con los productores sin intermediarios. Además de crear la Universidad del Café para dignificar esta bebida y fomentar la cultura del café entre todos los agentes intervinientes en poder saborear una perfecta y exquisita taza de café. Muy relacionados con el arte desde su logo diseñado por el artista James Rosenquist hasta su colección de tazas illy Art Collection compuesta por más de 100 tazas obra de diseñadores internacionales.

Más información de la compañía de café illy

Más información de la empresa de máquinas de café Spaziale

© 2019 José María Toro. All rights reserved

 

Miedos

Adela tenía ocho años cuando comenzó la colección. Ese día su madre le dijo que no podía ir con su vestido favorito al cumpleaños de Ana. Estaba viejo. ¿Qué iba a decir la gente? Un miedo de color azul brillante, como el del vestido, se coló en su mente: el miedo al qué dirán.

Una mañana de julio, el padre de Adela afirmó rotundo: -si sales tan desabrigada cogerás una bronquitis y acabarás en el hospital. No era la primera vez que don Antonio insistía con este tipo de premoniciones. Así que Adela decidió que su padre tenía razón e hizo suyo el temor a las enfermedades. Era de color verde quirófano.

De su hermano Joaquín, un deportista extremadamente competitivo, Adela heredó el miedo dorado a no ser la mejor en todo lo que se proponía. Y de su tía Mary, viuda desde hacía diez años, copió el miedo gris ratón a la soledad. Adela pensaba que si acogía los miedos de su familia se sentiría más cerca de ellos. Incluso, tomó prestado el terror violeta de su perro Lilo, que había sido recogido en la calle y tenía un extraordinario miedo a que no le quisieran.

Poco a poco, Adela fue creando un enorme y multicolor rebaño de preocupaciones. Miedo que alguien expresaba, miedo que hacía suyo. Y así, crecía cada vez más angustiada mientras su rebaño se convertía en una gigantesca manada desobediente e impredecible. Era como si los temores se comunicaran entre ellos y la visitaran continuamente buscando su ración de vida.

Un día, Adela se sintió totalmente desesperada. Aquella jauría de miedos se había descontrolado y se estaba apoderado de sus días y sus noches. No la dejaba seguir adelante. Así que, por fin, decidió pedir ayuda. Con mucha paciencia, Adela aprendió a dejar de alimentar con pensamientos negativos a su rebaño desbocado. Era una tarea difícil porque había asumido su trabajo concienzudamente durante muchos años. Después de un largo tiempo de esfuerzo y con los miedos ya debilitados, resolvió desprenderse de ellos para siempre. Les dio las gracias por todo lo que le habían mostrado de sí misma, incluida su fuerza y tenacidad, y los acompañó hasta un precipicio imaginario: -Hasta nunca, chicos.

Ligera y feliz, Adela siguió su camino con el corazón atento. No quería volver a vivir con miedo.

BSO Miedo de Pedro Guerra con Lenine.

© 2019 Noemi Martin. All rights reserved

 

De vinos y libros

Yo soy de vinos y libros. Ni cervezas artesanales ni series de éxito. Creo que la última vez que me enganché a una fue a Hospital Central, allá por el año 2000. Confieso sin pudor que no he visto ni un minuto de Juego de Tronos y también que no tengo Netfix. Puede que sea rebeldía vintage o simple ignorancia. Opinen lo que quieran pero es que el tiempo no me da para todo.

A mí me gusta ir de librerías y vinotecas más que de tiendas de ropa y complementos. Ver lo último que ha salido, lo que se está llevando la gente, lo más leído, lo más bebido. Lo clásico, lo de plena actualidad.  Me encanta pasear entre estanterías, descubrir joyas, hojear libros, imaginarme con ellos puestos. Catar tintos…Uno de mis múltiples oficios frustrados es el de librera. Y una librería donde se sirviera vino ya sería el éxtasis.

 

La verdad es que encuentro un enorme paralelismo entre el gusto por el vino y la literatura. Te pueden recomendar libros y caldos y encontrarlos fascinantes o leer dos páginas y parar en seco. O tomar un sorbo y no terminar la copa. También enamorarte de la portada de una obra o del diseño de la etiqueta de una botella, de un título, de un nombre, de una denominación de origen, de un autor…  Al final en ambos casos,  lo que te hace feliz es lo que te toca el corazón y el paladar: lo que está bien hecho que normalmente coincide con lo que está hecho con pasión.  Como en todo.

Otra de mis manías inamovibles es el papel. Quizá no sea la opción más ecológica  pero por el momento no quiero leer en un libro electrónico. Bastantes pantallas tenemos ya a nuestro alrededor. El día que me compre un e-book será el mismo en el que beba vino en un vaso de plástico. A mí así no me sabe. Yo quiero sentarme con mi libro, tocarlo, olerlo, usar mis marcadores y sí, doblar una paginita cuando se tercie, pero con cariño. Y lo mismo con el vino, necesito una copa de verdad, grande y brillante.

Tal vez con el tiempo, empiece a ver series de madrugada con un botellín de cerveza en la mano. O me compre un e-book y me descargue con voracidad las últimas novedades. Quizá en unos años prefiera ir a un centro comercial en lugar de a una librería. Dicen que la existencia es puro cambio pero a día de hoy, 23 de abril de 2019, brindo por los libros con una enorme copa de vino canario. Salud y larga vida para ellos.

(Y mientras, escucho: Feeling Lonely on a Sunday Afternoon Banda Sonora de «La Librería» de Isabel Coixet)

© 2019 Noemi Martin. All rights reserved

 

 

La Hora del Planeta

El Auditorio de Tenerife apaga sus luces. Lo veo desde la ventana. Son las ocho y media. Enciendo tres velas y me siento en la cama con una libreta y un bolígrafo. Tengo sesenta minutos para escribir este post: es la Hora del Planeta. Durante una hora no hay luz, ni móvil, ni televisión. Todo está en off.

Imagino la vida sin electricidad y en vez de estresarme siento una enorme placidez. Supongo que es momentánea. Reflexiono sobre los cambios tan desproporcionados que se han sucedido en las últimas décadas. Pienso en como era la vida que me han contado mis abuelos y mis padres y como es la mía. Como era la Tierra hace unas pocas décadas y como es ahora. Y siento una increíble pena. La Hora del Planeta no sólo implica apagar la luz durante sesenta minutos una vez al año. Supone hacer un ejercicio real de reflexión para concluir que los seres humanos somos la especie más evolucionada y egoísta que ha posado sus pies sobre este hermoso lugar que habitamos.  Bajo la luz tenue de las velas, el pesimismo me atrapa. Tanto egocentrismo y al final nos estamos suicidando. ¿De verdad necesitamos tanto?

Respiro de nuevo y visualizo a mi madre con su velita y su cuaderno hace sesenta años. Como yo estoy ahora. Sonrío. No estaría mal escaparse una temporada al pasado. Una casa pequeña cerca de la playa, velas, libros, cuadernos y alguna que otra botellita de vino. Y mi chico y mi perra. Sin móvil, sin noticias tristes, sin cosas y sentimientos inútiles. Sirviendo zumos naturales en un chiringuito (es que la cerveza no me gusta). Ciertamente sería muy hedonista  seguir celebrando la Hora del Planeta durante tres o cuatro meses. O el resto de la vida.

Vuelvo al presente. A los plásticos, a la contaminación,  al consumismo atropellado. Al ruido invadiéndolo todo. Como siempre recuerda Papu, uno de mis maestros de meditación, las mejores cosas de la existencia: abrazar, sonreír, bailar…son gratis. Y además no dañan el Planeta.

Acaricio a mi perra que me mira en la penumbra. Ya casi ha pasado una hora. No sé si levantarme para pasar este texto al ordenador o comprarme una caña de pescar y largarme desde ya a mi casita de la playa. ¿Alguien se apunta?

(Escuchando Colores en el viento)

Cathylicious by Cathy Guetta en Gatsby Barcelona

Cathy Guetta, la ex del famoso Dj David Guetta, después de triunfar en Ibiza y en los mejores clubs del mundo trae a Gatsby Barcelona su show Cathylicious.

Cartel de Cathylicious

Cartel de Cathylicious

 

La socialite nacida como Catherine Lobé y que sigue manteniendo el apellido del productor musical, es según la malas lenguas la persona que estaba en la sombra del Dj, y que después del divorcio y de un pequeño descanso para organizarse la vida ha vuelto y pisando con fuerza y seguridad a lo que mejor sabe hacer: crear su propio show. Cathylicious está inspirada en Supafly, la fiesta con la que triunfó durante años en Les Bains Douches (actualmente ha perdido el término Douches) de Paris, con actores y músicos mundialmente famosos como asiduos a su espectáculo. En Lío de Ibiza lleva dos años haciendo vibrar a sus fieles seguidores y ahora recalará el próximo 14 de Marzo  en  Barcelona para arrasar nuevamente.

En Cathylicious ella es la protagonista indiscutible con todo su glamour y savoir faire acompañada de su cuerpo de baile que se moverán al ritmo de la mejor música urban, funk, r&b, trap y hip hop en Gatsby, en el mejor dinner & show de la Ciudad Condal y donde se dan cita la beautiful people barcelonesa, donde ver y ser vistos.Cathy

Gatsby que ya comenté en un anterior post y que evoca con sus letras art déco a aquellos locales clandestinos de la ley seca en Nueva York, tiene la fórmula mágica para ser la estrella de la noche barcelonesa al congregar a tanta gente guapa con los siguientes ingredientes básicos: buena cocina mediterránea, un espectáculo musical moderno, una fiesta posterior con Dj y por supuesto los mejores cócteles de la zona alta por encima de la Diagonal.

Save the date: 14 Marzo, apertura de puertas 21h, comienzo del show 23:30h

Dónde: Gatsby Barcelona, Carrer Tuset, 19 08006 Barcelona

Reservas en Gatsby Barcelona

© 2019 José María Toro. All rights reserved.

 

Yo escucho corazones

Yo no escucho a los partidos políticos ni a los sindicatos. Tampoco a los medios de comunicación que informan sesgadamente.  Yo escucho a mi corazón, al de mi madre, al de mi abuela y al de la abuela de mi abuela. Oigo incluso el eco que me llega de más atrás: una larga cadena de mujeres valientes con la voz y el alma secuestradas. Si silencio mis preocupaciones, percibo también el latido del corazón de mis sobrinas y el de todas las niñas que me cruzo por la calle, hasta advierto el de las que aún están en el vientre materno. Y el de las mujeres de África y América, el de las chinas, japonesas o camboyanas, el de las que se encuentran en los campos de refugiados, el de las que sufren violencia y desamparo o el de las que se sienten discriminadas en su trabajo cada día. Millones y millones de corazones  resuenan junto al mío en esta gran orquesta solidaria que hoy sale a la calle. Retumba en todos los poros de mi piel un emocionante sentimiento de unidad con las mujeres y niñas del planeta. Están en mí, colándose en mis venas. Es un día hermoso a pesar de lo que subyace detrás.

Porque hoy reivindicamos lo que nos pertenece por naturaleza: algo tan sencillo como venir a esta Tierra para ser felices y vivir en paz. Y para ello, es necesario que seamos iguales, absolutamente iguales en nuestros derechos. Este viernes sumamos corazones para celebrar todo lo  bueno que vendrá y para intentar romper con nuestro latido potente la cadena de silencio, opresión y miedo que aún rodea los cinco continentes. Aurículas y ventrículos femeninos, ya es hora de recibir sangre nueva.

Al menos durante este 8 de marzo y como punto de partida, miremos más allá de nuestro pequeño espacio y  de nuestros problemas. Y sobre todo, agudicemos el oído: bum, bum, bum, bum… Siéntelos. Están ahí, junto al nuestro, acompasados y profundamente vivos.

Yo no escucho a partidos políticos ni a sindicatos. Yo escucho corazones.

«A las mujeres se les da mejor que a los hombres desarrollar valores humanos como la bondad, la paciencia, el perdón, la generosidad y la tolerancia». Dalái Lama

© 2019 Noemi Martin. All rights reserved.

Imagine Express salió de Barcelona destino a Paris con 24 participantes de 9 nacionalidades diferentes para desarrollar proyectos innovadores que se presentarán en el 4YFN- Mobile World Congress de Barcelona

Un total de 24 participantes de 9 países diferentes salieron de Estació de Sants de  Barcelona con destino a Paris el mediodía del 22 de febrero en esta 6ª edición de la Imagine Express. Durante el trayecto tienen tiempo de trabajar sus proyectos en equipos de tres personas: un emprendedor, un creativo y un ingeniero de software. Al llegar a la Ville Lumière continuarán trabajando sobre el mismo tema y cambiarán las estables vías de hierro por los barcos flotantes del río Sena y otros espacios vinculados a la comunidad emprendora de la capital gala. El domingo 24 de febrero estos dreamers presentarán sus proyectos ante inversores y expertos que les comentarán sus pros y contras de cada propuesta y elegirán las mejores soluciones.

En el trayecto inverso, ya en dirección a la capital catalana, los proyectos seleccionados se acabarán de pulir con el leitmotiv de presentarlos en el marco del Mobile World Congress Barcelona- 4YFN (4 Years from Now)

En esta edición los equipos se han clasificado en dos grupos: los que comienzan de cero sus proyectos con una fase de incubación y los que ya tienen el proyecto más maduro y lo llevan a una fase de aceleración, destacando el reto de Renfe-SNCF en Cooperación de ¿Cómo mejorar la experiencia del viajero en un tren de recorrido internacional? Este equipo que asume esta incitación se constituyó en el Dream Big Renfe-SNCF en Cooperación que se celebró el pasado 31 de enero en la barcelonesa Estació de França. El desafío consiste en crear una plataforma que conectará a todos los viajeros del mismo tren para un aprovechamiento mejor del tiempo y que puedan enriquecerse mutuamente intercambiando experiencias y conocimientos.

Participantes del Imagine Express

Participantes del Imagine Express

 

De ediciones anteriores, por la cual han pasado más de 200 participantes de un total de 14 países, se han desarrollado más de 50 proyectos y se puede afirmar que se gestaron en un tren de alta velocidad Renfe-SNCF entre Barcelona y París y de los cuales destacan: Physious una aplicación que usa la realidad aumentada para tratar las fobias; Trip4Real es el servicio que conecta viajeros con ciudadanos locales; y, Vincles BCN para minimizar el impacto de la soledad de las personas mayores. En cifras económicas, todos estos proyectos han supuesto captar alrededor de 10MM de euros de financiación en estos 4 últimos años.

© 2019 José María Toro. All rights reserved.

Los restaurantes de barrio ganadores de la segunda edición de los Premios Barcelona Restauración han sido Granja Elena, El Tomás de Sarrià, En Ville y el reconomiciento especial a Can Recasens

El Ajuntament de Barcelona creó en el 2018 este premio para reconocer el servicio que prestan los diferentes restaurantes de la Ciudad Condal y su contribución como eje vertebrador a formar barrio alrededor de ellos.

II Premis Barcelona Restauració

II Premis Barcelona Restauració

 

Los premios están clasificados en 3 categorías y aspirando diez restaurantes en cada una de ellas, uno por cada distrito barcelonés, de tal manera que el conjunto de finalistas representaban un total de 30 restaurantes barceloneses.

Los premios han estado separados por «Calidad Gastronómica«, «Integración en el barrio» y «Local notorio o innovador«. Para la edición de este año se ha añadido la categoría de «Reconocimiento especial«.

Los ganadores y los finalistas en cada categoría han sido los siguientes:

  • En «Calidad Gastronómica» se ha valorado el recorrido gastronómico, y el vencedor ha sido un clásico casi escondido en el Passeig de la Zona Franca, Granja Elena del distrito de Sants-Montjuïc. El resto de finalistas han sido los siguientes restaurantes: Robadora (Ciutat Vella), Agust Gastrobar (Eixample), Rabbar (Les Corts), Vivanda (Sarrià-Sant Gervasi) Roig Robí (Gràcia), Bar Restaurant Ginés (Horta-Guinardó), L’Hostalet (Nou Barris), El Palomo Cojo (Sant Andreu) y Els Pescadors (Sant Martí).
Granja Elena

Granja Elena

 

  • En «Integración en el barrio» se ha evaluado la identificación del restaurante con el entorno y en este caso el campeón ha sido el mítico El Tomás de Sarrià del distrito de Sarrià-Sant Gervasi. Los finalistas han sido: L’Òstia Barceloneta (Ciutat Vella), Casa Dorita (Eixample), Petit Montjuïc (Sants-Montjuïc) L’Escopinya i el cuco (Les Corts), La Pepita (Gràcia), Las Delicias del Carmelo (Horta-Guinardó), La Forquilla (Nou Barris), Can Pere Tapes (Sant Andreu), Can Recasens (Sant Martí)
El Tomás de Sarrià

El Tomás de Sarrià

 

  • En «Local notorio o innovador» se ha apreciado el local singular o su trayectoria histórica, y triunfador ha sido el restaurante En Ville 100% sin gluten de Ciutat Vella. Los finalistas que han competido por este título han sido: Artte (Eixample), La Porca (Sants-Montjuïc), Metric Market (Les Corts), Bodega Pàdua (Sarrià-Sant Gervasi), Garden Pizza by Rafa Panatieri (Gràcia), Marticoffee (Horta-Guinardó), Bar La Cholita (Nou Barris), Medina (Sant Andreu), La Clotenca (Sant Martí)
En Ville

En Ville

 

  • El reconocimiento especial ha sido para Can Recasens del distrito de Sant Martí por su larga trayectoria de 113 años.
Can Recasens

Can Recasens

 

El jurado estuvo formado por diferentes personalidades del ámbito político y privado de reconocido prestigio.

© 2019 José María Toro. All rights reserved.

 

¿Cuidamos de Santa Cruz de Tenerife?

Desde hace algunos años tengo un sueño. Me encantaría que mi ciudad, Santa Cruz de Tenerife, se convirtiera en una de las más limpias y sostenibles del planeta. Quizá es una de mis tantas ideas descabelladas pero estoy segura de que no es un imposible. Si Honolulu en Hawái  lo ha conseguido, mi fantástica ciudad y sus habitantes también son capaces.

Cuando paseo por sus calles y barrios los visualizo impolutos como las avenidas de Singapur y Adelaida, donde casi podrías comer sobre la acera. También ideo sistemas para que el aire que respiramos sea tan puro como el de las Montañas Rocosas y diseño mentalmente inmensos y saludables espacios verdes. Hasta tengo preparada una tarima imaginaria para instalarla en el Parque García Sanabria, al estilo de Hyde Park,  para que los transeúntes puedan improvisar discursos a media tarde. Sería genial poder escuchar a nuestros vecinos contar sus propuestas.

Parque García Sanabria

Parque García Sanabria

 

A veces, mientras recorro la Avenida de Anaga,  me descubro planificando el tráfico: más piernas y menos ruedas, amigos. ¿De verdad necesitamos ir al gimnasio en coche para luego hacer una hora de cinta? En otras ocasiones, sobre todo cuando bajo las bolsas de basura,  invento campañas de reciclaje con el anhelo de que lleguemos a ser como San Francisco y sus ciudadanos, los más concienciados del mundo en la separación de residuos. También, ¿cómo no? ingenio fórmulas para convertirnos en una «ciudad slow» donde el consumo mayoritario sea el de productos de cercanía o kilómetro cero y donde nos tomemos la vida más pausadamente.

La campaña que acaba de lanzar el Ayuntamiento de Santa Cruz me gusta. Es sencilla pero clara:  tu ciudad, tu casa. ¿La cuidamos juntos? La conciencia ciudadana es sin duda el arma más potente para conseguir que el lugar que habitamos sea cada día más brillante y más vivo. Además, están las «multas grandes para pequeñas faltas», como hacen en Calgary y con las que estoy absolutamente de acuerdo, pero bueno podríamos empezar por ilusionarnos con mimar nuestro entorno, ¿no?  Es más bonito. Y más poético.

Tenemos la suerte de habitar una ciudad preciosa y hospitalaria dentro de una isla maravillosa. La calidad de vida, el clima y el mar nos acompañan cada día. ¿Qué tal si nos comprometemos un poquito para que vivir y visitar Santa Cruz sea una experiencia aún más hedonista?

© 2019 Noemi Martin. All rights reserved

 

 

A %d blogueros les gusta esto: