Un paseo gastronómico y muy hedonista por el barcelonés barrio de El Born

El Born, que forma parte del barrio barcelonés de La Ribera, fue en tiempos pasados (siglo XIII y XV) el centro económico y social de Barcelona. De esa época gloriosa se conservan palacios en el carrer Montcada, la hermosísima y gótica Casa Llotja de Mar, y por supuesto la novelísticamente famosa Catedral del Mar protagonista en la novela homónima del escritor Ildefonso Falcones, y que en realidad se llama Basílica de Santa María del Mar. Este boyante barrio perdió protagonismo en favor del barrio de la Merced y el nuevo puerto durante el siglo XVI. En 1873 el Ayuntamiento aprobó el proyecto para la construcción del Mercado Central de Barcelona redactado por Josep Fontseré. Fue el mercado del barrio hasta 1920. Después, se convirtió en mercado de frutas y verduras mayorista hasta que se trasladó a Mercabarna en 1971. El barrio cayó en regresión económica y fue una zona bastante deprimida e inhóspita, sobre todo al caer la noche. Gracias a esos procesos sociales incontrolados de gentrification el barrio volvió a renacer como ave Fénix de sus propias cenizas, convirtiéndose en todo un centro de referencia de modernidad para los lugareños y los turistas de paso por la ciudad a la altura del Soho de Londres o Le Marais de París. Para búsqueda de hoteles en este barrio y en el centro de la Ciudad Condal y descubrir estas joyas gastronómicas seguir el siguiente enlace Hotels en Barcelona

De este pasado comercial del barrio son destacables las tiendas de Vila Viniteca, fundada en 1932 y que hoy es de las comercializadoras de vinos más importantes de nuestro país, tanto por el número de referencias, por su club de vinos, como el ofrecer la posibilidad de comprar a la avanzada los vinos que estarán en las estanterías de aquí en un año con el consiguiente ahorro económico.  Fue un gran innovador con sus cursos de cata para todos los niveles y de todo tipo relacionado con la gastronomía y la enología. Por su parte la zona de teca es un templo de peregrinación por su elenco de productos delicatessen con una cava de 350 referencias de quesos artesanos nacionales e internacionales, desde los de pequeña producción a los más exclusivos rellenos de tuber melanosporum o de tartufo bianco d’Alba entre otros. Merece todo un capítulo aparte tanto el tema de embutidos de bellota 100% ibéricos de las mejores casas elaboradoras de nuestro país como el apartado de latas de conserva y otras referencias de este comercio de barrio convertido en una tienda gourmet comparable con Fauchon en París o Peck en Milán. Comer en su pequeño comedor, o en el subterráneo para pequeños grupos, se convierte en un festival gastronómico de fuegos artificiales. Imprescindible probar el adictivo milhojas de crema quemada del Forn Vilamala, situado justo enfrente en el mismo carrer Agullers.

En la calle Argenteria tenemos dos paradas obligatorias, Cafés el Magnífico, toda una referencia en el tueste de cafés desde 1919 con una amplia selección de granos de todo el mundo. Justo delante Sans y Sans que es la versión en tés y tisanas. Salvador Sans es la tercera generación al frente de esta tienda, y está especializado en encontrar cafés excepcionales y casi exclusivos, en busca de esas fincas capaces de conseguir los mejores frutos. Después ya conseguirá extraer el máximo potencial de los granos cuando los tueste, o mejor dicho, los mime para que se pueda disfrutar de una taza de café única. Recientemente han reabierto un antiguo local de la familia donde comenzó toda esta aventura, esta nueva tienda se llama Mag by El Magnífico donde hay sala de cata y de formación y también se puede degustar y comprar alguno de los cafés tostados previamente por Salvador Sans. Obviamente si no queremos complicarnos con una elección de café del amplio catálogo que tienen, siempre podemos comprar el blend de la casa, y solo habrá que especificar si lo queremos en grano o molido y para qué tipo de cafetera.

Cafés el Magnífico

Cafés el Magnífico

 

Otra casa centenaria es Casa Gispert que desde 1851 son tostadores de frutos secos con gran reconocimiento internacional. Entrar en esta tienda es un viaje al pasado que enamora, es una representación viva de cómo eran los antiguos colmados de ultramarinos. Sigue en uso los martes y jueves el horno de leña donde tostar los frutos secos para impregnarlos de ese característico y delicado perfume ahumado, y que los días de tueste impregna toda la tienda y la calle donde está ubicada. ¿Qué comprar? las avellanas de Reus, nueces nacionales y de importación, y otros frutos secos, mermeladas, conservas, cereales, jengibre, tomate seco, etc.

Casa Gispert

Casa Gispert

 

En el otro lado de Santa María del Mar nos espera La Botifarrería de Santa Maria,  especializada obviamente en butifarras, ¡y a cuál mejor!. Mi preferida es la de «salsa café de París» con la receta auténtica del restaurante parisino Maxim’s, la de trompetas de la muerte y que están como su nombre indica ¡de muerte! Para los que el picante de los pimientos del Padrón son un juego de niños tienen la boti-bitxo-farra elaborada con guindilla que pica de verdad. Para los atrevidos ofrecen la butifarra dulce con manzana y nueces y la de chocolate negro. Buen surtido de embutidos, quesos y jamones tanto al corte como piezas enteras. Es toda una referencia en el barrio y en la Ciudad Condal.

La Borifarreria de Santa María

La Botifarreria de Santa Maria

 

Un paseo tan gastronómico también requiere una pausa para disfrutar de alguna de las especialidades dulces de este barrio, y que son referentes tanto locales, nacionales e internacionales. Me refiero a pastelería Bubó, con tiendas internacionales en Abu Dhabi y Tokio, que con su irresistible e hipnotizante namelaka (en japonés significa muy cremoso, y que es una técnica creada por la escuela de pastelería de Valrhona) o sus pastelitos individuales «mandarino» o «xabina». En la misma calle está situado Bubó Bar la versión salada de esta pastelería de campanillas.  La otra referencia golosa es la pastelería Hofmann con su croissant relleno de mascarpone que es de mascletá. Además de haber conseguido premios como «Mejor Croissant de España 2010″ y ·Mejor pasta de té de España 2016».

Hofmann

Hofmann

 

Vila Viniteca carrer Agullers, 7. 08003 Barcelona. Teléfono 902 327 777.

Forn Vilamala carrer Agullers, 14. 08003 Barcelona. Teléfono 933 100 657.

Cafés el Magnífico carrer Argenteria, 64. 08003 Barcelona. Teléfono 933 193 975.

Mag by El Magnífico carrer Grunyí, 10. 08003 Barcelona.

Sans & Sans carrer Argenteria, 59. 08003 Barcelona. Teléfono 933 102 518.

Casa Gispert carrer Sombrerers, 23. 08003 Barcelona. Teléfono 933 197 535.

La Botifarreria de Santa María carrer Santa María, 4. 08003 Barcelona. Teléfono 933 199 123.

Bubó carrer Caputxes, 10. 08003 Barcelona. Teléfono 932 687 224.

Hofmann carrer Flassaders, 44. 08003 Barcelona. Teléfono 932 688 221.

«He sido obsequiado con dinero para gastar por parte de Hoteles.com, pero todas las opiniones que aquí se recogen son mías»

© 2019 José María Toro. All rights reserved

Tast a La Rambla – 2ª Setmana de Gastronomia de Barcelona

bloghedonista.com

Biquini trufado de Casa Guinart

Del 11 al 14 de Junio y por segundo año consecutivo el evento gastronómico de Tast a La Rambla tomará literalmente la Rambla de Santa Mónica convirtiéndose en el epicentro foodie de la capital de la Sagrada Familia. Hasta un total de 50 restaurantes, bares y pastelerías representativos de la Ciudad Condal montarán su stand para que cada uno de ellos pueda ofrecer lo mejor de su casa.

Toda una experiencia para que lugareños, turistas de paso y algún curioso despistado pueda conocer y acercarse de una manera informal a lo mejor de nuestra gastronomía. Platos de chefs reconocidos y algunos ya condecorados con alguna estrella de la famosa guía roja francesa a precios populares (a 4,5 euros cada tapa o bien la fórmula de 4 tapas a 16 euros). Una forma democrática de introducirse en la alta cocina.

Como consecuencia de la llegada de nuevos residentes provenientes de otras culturas a esta zona del Raval, en particular, y a toda la comunidad barcelonesa, en general, aportando nuevas formas de entender la cocina y adquiriendo por ello una nueva idiosincrasia la gastronomía local con nuevos productos y nuevas interpretaciones creando nuevas sinergias hacia un mix gatronómico muy enriquecedor para todos. De resulta de ello se ha introducido un apartado de cocinas del mundo con representaciones de alto nivel como Oaxaca Cuina Mexicana y su taco de cochinita pibil, el tartar de buey cortado al cuchillo con mostaza de hierbas y acompañado de sus patatas fritas de Café Emma ¡ me declaro devoto de este tartar! o el bun de cerdo ibérico a la cantonesa preparado por Dos Palillos, entre otros.

bloghedonista.com

Hamburguesa de ternera eco de El Filete Ruso

Las raíces, la tradición estará representando por primeros espadas de la cocina catalana como Gaig y sus chipirones de red con cebolla y garbanzos ¡para chuparse los dedos!, el delicioso mollete de calamares de Paella Bar Boquería, o el arroz negro de calamares con allioli de Petit Comité ¡para que canten los ángeles del primer coro! por citar unos cuantos.

La cocina de autor tiene su hueco también para disfrutar con la croqueta de tinta del chef del mar en su BistrEau (me gusta esta imaginativa unión de palabras francesas: Bistrot y Eau, un bistrot del agua, para que se pronuncie igual que su original en la lengua de Molière) o la leche a la brasa con albaricoques y madera de manzano de Hisop.

El apartado de tapas y platillos, o lo que viene siendo la cocina en miniatura que tanto nos gusta, está personificado en las representativas patatas bravas del Tapas 24 o la papada de cerdo con orejones, miso y mostaza de Mano Rota por citar algunos de ellos.

bloghedonista.com

Judías de Tolosa guisadas en un crujiente de chorizo y tocino. Restaurante Amaya.

La zona de los golosos tampoco se queda atrás, y están todos lo que tienen que estar, con sus obras más actuales: Obsession de Oriol Balaguer, Piñacolada de Bubó, L’illa & Green Day de Escribà, Lemon Pie de Pastisseria Canal, Mochiai de la Pastisseria Ochiai y el evocador Summer Time de Baixas.

Complementariamente se ofrecerán ponencias por los grandes de la cocina y talleres especializados en un aula con cocina. Asimismo para implicar el resto de bares, restaurantes y pastelerías de la zona se ha vuelto a convoar el II Concurso de Tapas de Tast a La Rambla en el cual se podrá disfrutar por 3,5 euros una tapa creada para la ocasión eligiéndose ganador el próximo domingo día 14 de junio.

Más información sobre el programa de actividades en Tast a La Rambla 

Organizado por l’Associació d’Amics de La Rambla, el Grupo GSR y el soporte de l’Ajuntament de Barcelona.

Bon appétit!

© 2015 José María Toro. Todos los derechos reservados

Ruta de buñuelos de Cuaresma por Barcelona (2014). Quinta parada: Bubó

La Semana Santa ya está a la vuelta de la esquina y mientras la comunidad cristiana ya se está preparando para expresar sus muestras de religiosidad bien participando activamente en los oficios propios de esta época  o bien estudiando como formar parte de los cortejos procesionales, otros están ultimando sus preparativos para romper con la rutina con algún viaje más o menos corto.

Los pasteleros también están dando nuevas formas a sus creaciones en chocolate bien con los huevos de Pascua o las monas para regalar a los ahijados el Lunes de Pascua. Creaciones esculturales para endulzar estos días festivos saldrán de las primorosas manos de estos artesanos del dulce.

Mientras y como cada viernes sigo mi particular viaje goloso por las diferentes pastelerías de Barcelona en busca de los buñuelos característicos de la Cuaresma. Este viernes tocó la degustación de los buñuelos de l’Empordà elaborados por la pastelería Bubó: esponjosos y suaves, perfumados por un acertado licor de anís que les otorga personalidad propia.

la foto (113)

 

Vino para maridar: Etim Tradition Verema Tardana 2011 Negre dolç. Un vino con aromas balsámicas y a fruta de primavera como la cereza.

 

«Macaron» de trufa blanca de Bubó

bubo 2

Caputxes, 10 (Born) 08003 Barcelona teléfono 932 687 224 Bubó

Este arriesgado y sorprendente «macaron» (al pronunciarlo poner voz nasal francesa) del obrador de Bubó combina el delicioso sabor dulce de las dos galletas que a modo de sandwich envuelve la crema interior de aroma sutil, penetrante, exquisito, pronunciado, embriagador e intenso de la trufa blanca. Su olor y sabor característico te transporta a un mundo hedonista, de experiencias únicas e irrepetibles, de esas para recordar siempre que se escriben con tinta indeleble en el cuaderno de bitácora de nuestra memoria.

Un vino para maridar: el Muscat 2012 de Finca Son Bordils, un VT de Mallorca con aromas florales y ligeras notas dulces, en boca es seco y con acidez prolongada.

 

Vilamala

imageC/ Agullers, 14 Barcelona 08003 teléfono 933 100 657

Descubrí este horno de pan a la antigua usanza, donde el pan es PAN, hace ya algunos años gracias a alguna comilona que otra en Vilaviniteca justo enfrente de este panadería casi centenaria (data de 1925). Pero lo que hoy me ocupa en este post no es su pan sino el milhojas relleno de crema tostada (os dejo una muestra fotográfica de los restos del naufragio) ¡soberbio, fetén! Nada que ver con lo probado hasta el momento. Sinceramente creo que ¡es de otro planeta! por la dulzura y suavidad de la crema, por ese aroma a tostado y por la delicadeza en general de este milhojas. En mi ruta foodie por el Born (Bubó, Vilaviniteca, Botifarrería, Cafés el Magnífico, Gispert) incluyo esta tahona como una parada más por la honestidad, compromiso y respeto por los productos tradicionales bien hechos.

PD. Otro día tocará os hablaré de su pan.

A %d blogueros les gusta esto: