Secret Foodie Society

Que los más conservadores no se rasguen las vestiduras, ni los más sátiros canallas crean que los que os voy a contar a continuación va a ser una réplica de la fantasía del tipo Eyes Wide Shut de Kubrick. Si que va de un sueño muy onírico, pero foodie. Lo siento. Esto sólo es foodporn. 

Secret Foodie Society toma el testigo de las Foodie Pop Up Experience organizadas por la BCN Foodie Guide (la guía de edición anual que recoge los 50 lugares foodies imprescindibles en Barcelona). Para encontrar el origen de todo esto hay que remontarse hasta el 2015 cuando comenzaron estas cenas clandestinas, monográficas e itienerantes, cual nómadas del desierto, para mantener ese sentido de secretismo y de hermestismo que mantuviera el morbo de no saber nada de nada de la experiencia a vivir hasta el último momento. Un total de 14 cenas organizadas con carácter bimensual, ha hecho que se consolidara en la escena gastronómica barcelonesa como una cita esperada. Los chefs invitados para cada ocasión fueron: emergentes como Iván Surinder de Restaurante Tandoor o Stefano Mazza de Last Monkey, o valores seguros y consolidados como Adrián Marín de Mextizo o Alain Guiard y Marc Martín de La Mundana. Los escenarios escogidos eran el otro factor sopresa para montar la cena: una tienda de muebles del Poble Nou, un invernadero de flores, unos jardines privados, y así hasta encontar 14 localizaciones diferentes. El atrezzo para situar a los asistentes era parte importante para conseguir que el asombro creara adición en los comensales en busca de nuevos eventos.

Como concepto rebautizado el objetivo de este año 2018 es mediante la gastronomía rendir culto a 5 elementos de la naturaleza: fuego, aire, agua, tierra y éter (éste último fue añadido por Aristóteles a los pensadores clásicos y que coincide con los definidos por el hinduismo y el budismo temprano). Cada chef buscará en sus platos sus conexiones con estos componentes y para ello se creará un todo interdisciplinar en cada evento.

Cartel de la Secret Foodie Society

Cartel de la Secret Foodie Society

Aire será el protagonista de la primera cita el 12 de Abril con Marc Santamaría y Raquel Blasco de Casa Xica y que siguiendo el leitmotiv de su cocina ofrecerán platos inspirados en las fermentaciones y encurtidos.

Agua,el 24 de Mayo, lo conducirá Victor García el responsable del revelador Plata Bistró con una propuesta acuática tanto dulce como salada.

Fuego para el 26 de Julio ya en época de ese calor agobiante y que nos da señales de como será ese infierno con las calderas de Pedro Botero en funcionamiento, y de eso irá esta sesión con las brasas, el calor y el humo bajo la batuta de Laila Bazahm de Hawker 45. En este caso coincide con Leo, el signo zodiacal que pertenece al fuego.

Tierra el 27 de septiembre lo gestionará Laura Veraguas con su cocina verde.

Éter para el 8 de noviembre, dirigida por el gamberro chef con bombín Miky Manrubia de   Chingón conjuntamente con Pol García, que triunfa con el mismo formato en Shangai, que prometen una aventura muy loca y por supuesto única.

Las entradas ya están a la venta en Time Out Shop Online Plazas limitadas a 40 personas y con precios entre 45 y 85 euros. Los menús constan de entre 5 o 6 platos con maridaje incluido. La localización será desvelada en el último momento y como toda sociedad secreta que se precie se pedirá pasar unas pequeñas pruebas iniciáticas, fácilmente superables, antes de entrar a disfrutar de la cena experiencia.

Patrocinadores oficiales: Cervezas Alhambra con sus 3 tipos: Alhambra Especial, Alhambra Reserva 1925 y Alhambra Reserva Roja. Por supuesto Time Out como medio especializado en ocio de calidad. Como compañeros de viaje estarán Solán de Cabras como proveedor oficial del agua mineral natural premium y Gramona con sus cavas y vinos para las sesiones de Tierra y Agua.

BSO Are We Too Late de Tom Leeb.

© 2018 José María Toro. All rights reserved.

Plata Bistró y el virtuosismo de cocinar con ollas, sartenes y cuchillos de trinchar

No podía ser en otro barrio, como el barcelonés de Sant Antoni, el elegido para situar Plata Bistró. Este gentrificado distrito convertido a la religión hipster en pocos años, está registrando una oferta gastronómica de alto nivel y la cocina de Victor García brilla con luz propia como una estrella rutilante, y sus mesas se llenan de clientes ansiosos de conocer los platos del día, da igual lo que haya, seguro que estará cocinado a fuego lento y será de temporada. Aquí no hay carta fija, tranquilos porque tampoco se cantan los platos a pie de mesa como en un tiempo pretérito, sino que están proyectados justo encima del pasaplatos, con indicación de sus precios, porque la obsesión de su chef es el respeto por los productos de temporada, honrando los ritmos naturales. Eso implica una capacidad de improvisación en los fogones propia de un gran virtuoso de las sartenes, ollas y cuchillos de trinchar.

Plata Bistro

Plata Bistro

 

Creció entre las faldas de su abuela en la casa de comidas de Teruel, ¡esa provincia española que sí existe! y de ella aprendió el oficio de cocinar con los productos que había de la estación para crear platos de gran sabor, convirtiéndose desde entonces en adalid de los platos tradicionales. Su posterior formación y paso por restaurantes de campanillas como Pedro Larumbe, Arzak, el catering de El Bulli, el Hotel Palace de Lausanne y Au Chat Noir, de la misma ciudad suiza, le dejó impregnado la técnica para mejorar los procesos y los tiempos. La filosofía de su trabajo está a caballo entre lo mejor de la tradición y de la cocina clásica francesa. Le acompaña como jefe de sala, su solícito hermano Mario, formando un tándem de excepción.

Plata Bistró

Plata Bistró

 

Atípicamente está abierto desde la mañana para saciar estómagos hambrientos de todo una noche de ayuno, y también para proteinizar a los resacosos y canallas trasnochadores antes de acostarse con los primeros rayos del día. Su oferta se basa en almuerzos de cuchara para los que vienen con hambre atrasada o de bocadillos de embutido ibérico para los que se cuidan sin renunciar al sabor. Los domingos y bajo reserva son para vivir una Grande Bouffe particular en petit comité, y como en la irreverente y escatológica película en el cual los protagonistas comen sin mesura, en la gran comilona orquestada por el chef Victor, el leitmotiv es la abundancia y el compartir.

Platos degustados y que están pensados para compartir:

  • Bonito en escabeche, que lo borda usando esa antiquísima técnica de conservación de los alimentos en vinagre.
Bonito en escabeche

Bonito en escabeche

 

  • Croquetas de rustido.
Croquetas de rustido

Croquetas de rustido

 

  • Tartar de gamba y papada ibérica o una nueva versión sublime de un tradicional mar y montaña.
Tartar de gamba

Tartar de gamba y papada ibérica

 

  • Extraordinaria la combinación de ventresca, tomate, naranja y aceituna.
Ventresca

Ventresca

 

  • Callos como plato estrella de la casa para mojar pan a discreción, según receta de su mentora.
Callos

Callos

 

  • Liebre a la royale.
Liebre a la royale

Liebre a la royale

 

  • Esponjoso de chocolate con helado de pistacho.
Esponjoso de chocolate y helado de pistacho

Esponjoso de chocolate y helado de pistacho

 

Plata Bistro Carrer de Sepúlveda, 23 08015 Barcelona Teléfono 935 169 130

© 2018 José María Toro. All rights reserved.

 

A %d blogueros les gusta esto: