Bilbao ¿Qué ver y qué hacer? ¿Dónde comer y dónde dormir?

Bil­bao es un des­tino gas­tro­nó­mi­co sin lugar a dudas, no sola­men­te por los res­tau­ran­tes con estre­lla Miche­lin, si no tam­bién por su loca­les de toda la vida, y algu­nos nue­vos, para ir de pintxos y por esa ale­gría con­ta­gio­sa de sus habi­tan­tes que toman las calles para unir­se a la red social más anti­gua del mun­do: sus bares. Esta capi­tal vas­ca satis­fa­ce a todos los gus­tos y es para todos los bol­si­llos. Y Bil­bao es mucho más que ir de pintxos, es tam­bién cul­tu­ra con las expo­si­cio­nes tem­po­ra­les del Museo Gug­genheim y el Museo de Bellas Artes. Pasear por sus cua­dri­cu­la­das y comer­cia­les calles del Ensan­che, La Alhón­di­ga, la Cate­dral de San­tia­go, y des­cu­brir facha­das de esti­lo moder­nis­ta como el Tea­tro Cam­pos Elí­seos y la Casa Mon­te­ro de cla­ras influen­cias de art nou­veau.

Puppy de Jeff Koons

¿Qué ver y hacer en Bilbao?

La inau­gu­ra­ción del Museo Gug­genheim hace 25 años supu­so toda una revo­lu­ción en la socie­dad bil­baí­na. Aquel edi­fi­cio dise­ña­do por Frank Gehry supu­so la moder­ni­za­ción de Bil­bao y un polo de atrac­ción cul­tu­ral y eco­nó­mi­ca para la ciu­dad. El monu­men­tal Puppy, el perro terrier cubier­to de flo­res en flor de Jeff Koons, en cla­ra refe­ren­cia a un jar­dín cláis­co euro­peo del siglo XVIII, y que hace guar­dia a las puer­tas del museo, tie­ne su pro­pio pro­ta­go­nis­mo como lo demues­tra la legión de turis­tas que se hacen fotos delan­te de él, gene­ran­do una sen­sa­ción de dul­zu­ra y opti­mis­mo. A des­ta­car la expo­si­ción tem­po­ral “Motion. Autos, Art, Archi­tec­tu­re” by Nor­man Fos­ter has­ta el pró­xi­mo 18 de sep­tiem­bre de 2022, sobre cómo se han influi­do las dife­ren­tes dis­ci­pli­nas, con auto­mó­vi­les futu­ris­tas y otros mode­los que no pasa­ron de ser expe­ri­men­ta­les sin pasar a su comer­cia­li­za­ción. Más infor­ma­ción en la web del Museo Gug­genheim de Bil­bao.

Museo Gug­genheim

El Museo de Bellas Artes que­da un poco eclip­sa­do por el gran mons­truo del Gug­genheim y a veces injus­ta­men­te olvi­da­do y pasan­do muchas veces des­aper­ci­bi­do. Sus expo­si­cio­nes tem­po­ra­les tie­nen mucho atrac­ti­vo y su fon­do guar­da obras de Zur­ba­rán, El Gre­co o Ribe­ra, así como artis­tas vas­cos. Más infor­ma­ción en la web del Museo de Bellas Artes de Bil­bao

Museo de Bellas Artes de Bil­bao

¿Qué ver y hacer a las afueras de Bilbao?

Una ruta de un día salien­do de Bil­bao nos lle­va­ría has­ta el Cas­ti­llo de Butrón, que está situa­do en Gati­ka sobre una coli­na y rodea­do de un bos­ques cen­te­na­rio, de camino a San Juan de Gaz­te­lu­gatxe. Fue esce­na­rio de inú­ti­les luchas entre ban­dos de nobles viz­caí­nos. A prin­ci­pios del siglo XVI que­dó aban­do­na­do y de ahí su con­si­guien­te dete­rio­ro. En las pos­tri­me­rías del siglo XIX lo res­tau­ró el arqui­tec­to Fran­cis­co de Cubas siguien­do la moda de los cas­ti­llos ale­ma­nes de la épo­ca. No se visi­ta en su inte­rior.

Cas­ti­llo de Butrón

Nues­tra ruta con­ti­núa has­ta San Juan de Gaz­te­lu­gatxe, entre Bakio y Bermeo. Es un encla­ve con una gran car­ga mís­ti­ca y que se tra­ta de un islo­te uni­do a la cos­ta por un puen­te de pie­dra. Al subir la esca­le­ra con 241 pel­da­ños te encon­tra­rás la hue­lla de un pie, que se dice la dejó San Juan Bau­tis­ta, pon el tuyo para tener suer­te. Una vez en la ermi­ta tie­nes que tocar 3 veces la cam­pa­na para atraer la bue­na for­tu­na sobre ti y ahu­yen­tar las malas vibra­cio­nes. Antes de ir es nece­sa­rio que reser­ves tu día y hora de visi­ta para evi­tar acu­mu­la­cio­nes en la siguien­te web Mejor ir en pri­ma­ve­ra y oto­ño. Lle­va agua y algo de comer, ade­más de ropa y cal­za­do cómo­do.

San Juan de Gaz­te­lu­gatxe

Des­pués de visi­tar este mági­co esce­na­rio de Jue­go de Tro­nos, nos ire­mos a repo­ner fuer­zas para pro­bar las suge­ren­cias vas­co cata­la­nas de La Bas­ku­la de Bakio (Calle Anbie­ta­ko Goien­ka­lea, 2, 48130 Bakio, Telé­fono 946 858 907)

Segui­re­mos nues­tro camino has­ta Negu­ri, el barrio resi­den­cial de la alta bur­gue­sía de Viz­caya, con sus inmen­sos pala­ce­tes de prin­ci­pios del siglo XX y con un dise­ño a ima­gen de las ciu­da­des jar­dín ingle­sas, que tan­to ins­pi­ró a los bil­baí­nos.

El Puen­te de Biz­kaia o de Viz­ca­ya, Puen­te Col­gan­te, o de Por­tu­ga­le­te, es un puen­te trans­bor­da­dor que se inau­gu­ró en 1893 y que une las dos már­ge­nes de la ría de Bil­bao. Fue el pri­mer puen­te cons­trui­do en el mun­do de esta for­ma, y sir­vió como ins­pi­ra­ción para otros muchos. Actual­men­te es el puen­te trans­bor­da­dor en ser­vi­cio más anti­guo del mun­do y uno de los ocho que se con­ser­van. Tie­ne 61 metros de altu­ra y mide 160 metros de lon­gi­tud. En el 2006 fue decla­ra­do Patri­mo­nio de la Huma­ni­dad por la UNESCO por su arqui­tec­tu­ra de hie­rro y por el uso inno­va­dor de los cables de ace­ro lige­ro tren­za­do.

Se pue­de cru­zar en la bar­qui­lla al otro lado de la ría y vol­ver a Bil­bao des­de Por­tu­ga­le­te, o bien vol­ver des­de dón­de esta­mos en Getxo.

¿Dónde desayunar en Bilbao?

En Cokoon Café por su café de espe­cia­li­dad y por sus coo­kies o pas­te­les. Tam­bién opcio­nes sala­das. Un lugar con encan­to que está muy soli­ci­ta­do (y su terra­za aún más). En Ipa­ra­gui­rre, 5. Bil­bao.

Cokoon Café

Miss Cho­co­le es obra­dor de pas­te­le­ría y cho­co­la­te­ría. Tie­ne 2 mesi­tas en un coque­to rin­cón y una peque­ña barra para pedir café y pedir alguno de sus dul­ces como las caro­li­nas de Bil­bao (de meren­gue), los miss­do­nuts, los relám­pa­gos relle­nos de cre­ma pas­te­le­ra o de cho­co­la­te o cual­quie­ra de sus crea­cio­nes. En Heros, 11 de Bil­bao.

Miss Chocole. Bilbao capital gastronómica vasca
Miss Cho­co­le

De pintxos por Bilbao

En el Café Iru­ña, La Viña del Ensan­che, y en la Pla­za Nue­va en Vic­tor Mon­tes, Charly y Gure Toki.

¿Dónde comer en Bilbao?

La ofer­te gas­tro­nó­mi­ca de Bil­bao es muy intere­san­te y aquí van 4 reco­men­da­cio­nes que vol­ve­ré a repe­tir una y otra vez:

Porrue con Unai Cam­pos como jefe de coci­na, que pasó por varios res­tau­ran­tes antes de abrir este local en el cen­tro de Bil­bao a pocos pasos del Gunggheim. Su cui­da­da selec­ción de la mate­ria pri­ma de tem­po­ra­da de pro­duc­to­res de pro­xi­mi­dad le per­mi­te pre­pa­rar pla­tos de coci­na vas­ca tra­di­cio­nal con toques crea­ti­vos. Le ha vali­do 1 Sol Rep­sol y ser Top 4 de la guía Macar­fi. De su res­pe­to y admi­ra­ción por los pro­duc­to­res les dedi­ca la últi­ma hoja de su car­ta don­de cons­tan deta­lla­dos cada uno de ellos con nom­bres y ape­lli­dos.

Una pri­me­ra pre­sen­ta­ción del ser­vi­cio de pan ya te anun­cia del nivel de cali­dad: 3 tipos de panes ela­bo­ra­dos con masa madre y lar­ga fer­men­ta­ción para que sea más dige­ri­ble. Miga sua­ve y espon­jo­sa de cros­ta cru­jien­te y fir­me. Lo acom­pa­ñan 3 tipos de AOVE de varie­da­des autóc­to­nas del alto Ara­gón: des­de el más sua­ve al más inten­so. En la entra­da hay un expo­si­tor con muchas refe­ren­cias de AOVE toda una decla­ra­ción de inten­cio­nes de res­pe­to a este pro­duc­to.

Pla­tos pro­ba­dos

Ape­ri­ti­vo de pue­rro con sal­sa chi­potle, todo un home­na­je al nom­bre del res­tau­ran­te y que ade­más deco­ra cada una de las mesas.

Ensa­la­da de toma­te con esfe­ras de gaz­pa­cho. Fue­ra de car­ta muy refres­can­te e intere­san­te.

Antxoas del Can­tá­bri­co en acei­te con bom­bón de guin­di­llas.

Cara­bi­ne­ro con hue­vo fri­to. Para dis­fru­tar.

Tar­tar de atún con hue­vo estre­lla­do

Mer­lu­za en sal­sa ver­de con caviar de gui­san­tes

Merluza en salsa verde. Porrue. Bilbao capital gastronómica vasca
Mer­lu­za en sal­sa ver­de

Steak Tar­tar

Pos­tre Etxe­ko Mamia cua­ja­da con miel y hela­do de mas­car­po­ne y polen. Memo­ra­ble.

Porrue Ala­me­da de Recal­de, 4. Bil­bao. Telé­fono 944 231 313

La Des­pen­sa del Etxa­no­be con 1 Sol Rep­sol es el her­mano peque­ño y vecino de por­tal de L’Atelier Etxa­no­be con 1 Estre­lla Miche­lin y 2 Soles Rep­sol. Está situa­do en un local moderno y con­for­ta­ble para dis­fru­tar de pla­tos tra­di­cio­na­les vas­cos que nun­ca fallan tan­to de ver­du­ras, pes­ca­dos fres­cos de lon­ja o de car­nes exce­len­te­men­te selec­cio­na­das. Al man­do de los fogo­nes está Fer­nan­do Cana­les Etxa­no­be y Mikel Pobla­ción acom­pa­ña­do de un ser­vi­cio pro­fe­sio­nal y aten­to en la sala.

Pla­tos degus­ta­dos:

Ajo­blan­co de tru­fa con espá­rra­gos y gam­ba como ape­ri­ti­vo

Cre­mo­sas cro­que­tas de jamón

Suge­ren­te flor de alca­cho­fa a la bra­sa y sal­sa romes­cu

Anchoas a la bra­sa

Muy espec­ta­cu­lar chi­pi­rón asa­do a la bra­sa

Chu­le­ta Sim­men­tal Pre­mium con 45 días de madu­ra­ción. Ideal para 2 per­so­nas

Excep­cio­nal milho­jas de man­za­na como pos­tre y final dul­ce

Ade­más de la car­ta tie­nen 4 tipos de menús degus­ta­ción: Arrai­go País Vas­co, Bil­bao, Gas­tro­nó­mi­co y Des­pen­sa. Ade­más de ser­vi­cio take away para dis­fru­tar en casa.

La Des­pen­sa del Etxa­no­be Juan Aju­ria­gue­rra, 8. Bil­bao. Telé­fono 944 421 071 Reser­vas des­de la web

NKO by Eneko Atxa. Este chef con 3 estre­llas Miche­lin en Azur­men­di, abrió hace 3 meses este res­tau­ran­te de coci­na fusión vas­ca y japo­ne­sa. Situa­do en la 7ª plan­ta del ele­gan­te Radis­son Collec­tion Hotel de la cén­tri­ca Gran Vía.

Pla­tos del menú degus­ta­ción:

Eda­ma­me a la bra­sa. Se come como las pipas. Sin parar.

5 nigi­ris para coger con las manos (sin pali­llos) como los pintxos. De txi­pi­ron que es una explo­sión de sabor. De txitxa­rro coro­na­do con cebo­lla chi­na. Espec­ta­cu­lar el de sal­món con pes­to de pipa­rras. El clá­si­co de atún rojo y el más inten­so de sabor de sal­mo­ne­te con su suquet.

Nigiris en NKO by Eneko Atxa. Bilbao capital gastronómica vasca
Nigi­ris en NKO by Eneko Atxa

Tem­pu­ra de can­gre­jo a la viz­caía­na pre­sen­ta­do en el inte­rior del capa­ra­zón de un cen­to­llo.

Ramen de mani­tas, cha­su (pan­ce­ta), setas simejhi y flor de loto.

Las bra­sas de la robat para un espec­ta­cu­lar magret de pato con sal­sa hoi­sin al txa­ko­li

Torri­ja japo­ne­sa de pan bruo­che case­ro y hela­do de té mat­cha. Subli­me pos­te para fina­li­zar.

NKO by Eneko Atxa Gran Vía, 4. Plan­ta 7. Radis­son Collec­tion Hotel. Bil­bao.

Café Iru­ña des­de 1903 en Bil­bao. Deco­ra­ción de ins­pi­ra­ción mude­jar, azu­le­jos has­ta media pared, techos poli­cro­ma­dos y pin­tu­ras mura­les. Todo un via­je al pasa­do más recien­te.

Café Iruña. Bilbao capital gastronómica vasca
Inte­rior Café Iru­ña

¿Dónde dormir en Bilbao?

El hotel 5 estre­llas Meliá Bil­bao está muy bien situa­do den­tro de la capi­tal, a poca dis­tan­cia del Museo Gug­genheim y del cen­tro con lo cual es muy fácil lle­gar a todas par­tes cami­nan­do o en trans­por­te públi­co. Su arqui­tec­tu­ra es un tri­bu­to al escul­tor vas­co Eduar­do Chi­lli­dad. Tie­ne pis­ci­na cli­ma­ti­za­da, gym y es pet friendly. Ade­más del res­tau­ran­te gas­tro­nó­mi­co Aiziain del chef José Miguel Ola­za­ba­la­ga. Hotel Meliá Bil­bao Lei­zao­la Lehen­da­ka­ria­ren Kalea, 29, 48011 Bil­bao. Telé­fono 944 280 000.

Más pla­nes cul­tu­ra­les, patri­mo­nio, natu­ra­le­za, gas­tro­nó­mi­cos (con estre­lla Miche­lin o de pintxos) pla­ni­fi­car tu ruta, etc en la web ofi­cial de Turis­mo Eus­ka­di

© 2022 José María Toro. All rights reser­ved

4 responses

  1. Gra­cias por este exce­len­te artícu­lo. Visi­tar Bil­bao es una expe­rien­cia increí­ble para los aman­tes del arte y la arqui­tec­tu­ra, con el famo­so Museo Gug­genheim y el Puen­te Zubi­zu­ri que son ver­da­de­ras obras de arte.

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

A %d blogueros les gusta esto: