La Supernatural, la chuleta afinada es la última innovación de Joselito

Una con­jun­ción cós­mi­ca es lo que ocur­rió ese día en la bode­ga de Joseli­to en el pueblo de Gui­jue­lo de Sala­man­ca cuan­do se jun­taron Churchill, San Mar­tin y José Gómez. Que las condi­ciones de seca­do en ese pueblo salman­ti­no son úni­cas es por todos cono­ci­dos, pero que allí se pudiera afi­nar la carne recién mata­da de los cer­dos Joseli­to a nadie se le había ocur­ri­do. Cien­to cin­cuen­ta años después de la creación de la mar­ca Joseli­to, pasó por allí Vic­tor Churchill, con­sid­er­a­do el mejor car­nicero del mun­do, Alex San Mar­tin, ger­ente de ese ref­er­ente cár­ni­co que es San­martí 1850 y que fue la pio­nera en impor­tar la carne de wagyu a nue­stro país, y José Gómez como anfitrión de esta reunión a 3 ban­das, y de esta char­la sal­ió la últi­ma inno­vación de Joselito.

La Supernatural

La Super­nat­ur­al

 

Mr. Churchill, este butch­er aus­traliano con apel­li­do de estadista inglés, que regen­ta una tien­da mar­avil­losa en Aus­tralia, y que más bien parece una joy­ería con sus impo­lu­tas piezas per­fec­ta­mente colo­cadas, unido a San Mar­tin y José Gómez encon­traron el poten­cial de afi­nar las carnes fres­cas de Joseli­to en esa bode­ga de seca­do donde dor­mían plá­ci­da­mente jamones, pale­tas y demás embu­ti­dos de Joseli­to. Y sigu­ien­do el ejem­p­lo de los mae­stros afi­nadores de que­sos comen­zaron a exper­i­men­tar con la téc­ni­ca del afi­na­do, de ver cómo actúa el ambi­ente sobre esas piezas, como el secadero le pro­por­ciona a la chule­ta unos mat­ices y sabores únicos.

Del resul­ta­do de este afi­namien­to, no con­fundir con madu­ración, durante algo más de dos meses, ten­emos el nue­vo corte fres­co de la gama Joseli­to Nude: La Super­nat­ur­al, una chule­ta, de entre 300 y 400 gramos, proce­dente de una pieza entera de chuletero de unos 14 kilos. Este corte incluye las cos­til­las y el lomo Joseli­to que ya se com­er­cial­iza en fresco.

La Supernatural

La Super­nat­ur­al (sin cortar)

 

Para su con­sumo en casa usar brasa o sartén muy caliente, y sin aceite u otra grasa porque ya la va despren­di­en­do poco a poco y que se vaya hacien­do lenta­mente comen­zan­do por la zona del hue­so. En el pla­to se cor­ta muy fácil­mente, parece man­te­qui­l­la, y de sabor dulce en boca, de esas golosas bel­lotas que comió el golim­bro cer­do cuan­do real­izó la mon­tan­era en su últi­ma eta­pa de vida antes de pasar a ser fiambre.

Para su reser­va de com­pra en la web de Joseli­to

© 2020 José María Toro. All rights reserved

 

 

 

La parrilla Beefer es la protagonista indiscutible de la experiencia gastronómica pop-up en Roc 35

Con la nue­va par­ril­la Beefer®, Pedro Botero tiene que estar cor­reyén­dose de la envidia en ese sub­mun­do que es el infier­no. Él que se jacta­ba de ten­er las mejores lla­mas para coci­nar a fuego lento en su famosa caldera a los pecadores más recal­ci­trantes, le ha sali­do una dura com­pe­ten­cia des­de Ale­ma­nia. Aho­ra será él quien se pasará toda la eternidad rechi­nan­do sus dientes.

Beefer® alcan­za los 800 gra­dos cen­tí­gra­dos pen­sa­da tan­to para el uso domés­ti­co como el pro­fe­sion­al. Capaz de asar pesca­dos, sin rese­car­los, en el tiem­po que dura un sus­piro,  y las carnes de todo tipo en los esca­sos min­u­tos de rezar una oración que ale­je a Mefistófe­les de nue­stro lado.

Fotografía gentileza de Beefer®

Fotografía gen­tileza de Beefer®

Este asador se pre­sen­ta en España después de haber con­segui­do una gran aceptación por el exi­gente públi­co alemán y el reconocimien­to de pro­fe­sion­ales ger­máni­cos y del resto de los país­es nórdi­cos. Tim Mälzer, un chef mediático de Ale­ma­nia, propi­etario de las cade­nas de restau­rante Das Weiße Haus, fue de los primeros en cono­cer y exper­i­men­tar las grandes posi­bil­i­dades de la par­ril­la, con­vir­tién­dose en pal­adín de la mar­ca y con­ta­gian­do en sus shows a sus seguidores de su pasión por este rev­olu­cionario inven­to. Las ven­ta­jas son: coc­ciones per­fec­tas en cor­tos tiem­pos evi­tan­do los con­s­abidos y molestos humos así como los desagrad­ables mal­os olores, gra­cias a su que­mador de gas de cerámi­ca de alto rendimien­to que alcan­za esa infer­nal tem­per­atu­ra. Al estar situ­a­do su fuente de calor en la parte supe­ri­or no emite partícu­las tóx­i­cas que sí ocure en otros hornos o bar­ba­coas como con­se­cuen­cia del goteo de la grasa sobre la llama.

La reg­u­lación de la altura se adap­ta al espe­sor y tipo de ali­men­to que se asa. Sel­la per­fec­ta­mente la piezas de carne con­sigu­ien­do que sea cru­jiente en su exte­ri­or y jugosa en su inte­ri­or. Las difrentes coc­ciones al gus­to del con­sum­i­dor se con­siguen fácil­mente para extraer el máx­i­mo sabor de los difer­entes cortes de carne, en espe­cial la carne madu­ra­da de vac­uno como el solomil­lo, el cuar­to trasero, ojos de bife, la chule­ta que toca al hue­so, el bis­tec Porter­house o el chuletón T‑Bone. La zona de la grasa de la pieza se dora más ráp­i­da­mente que el mús­cu­lo con lo cual se con­sigue una cos­tra irregular.

Diseñado y pro­duci­do por Beefer-Grillgeräte-GmbH, con sede en Königswinter, Ale­ma­nia, el Beefer® es el sueño hecho real­i­dad de sus tres socios y ami­gos: Frank Heck­er, Marc Kir­wald y Frantz Konzen, que después de un via­je a Nue­va York sólo habla­ban de una cosa: cómo con­seguir la mejor par­ril­la. Actual­mente se com­er­cial­izan ver­siones tan­to para uso doméstico como pro­fe­sion­al: el Beefer® One (749 euros) y el Beefer® One Pro (849 euros). Tam­bién existe una versión para restau­rantes y chefs de may­or capaci­dad: el Beefer® XL Chef (2.499 euros), con dos que­madores ajusta­bles por separado.

Platos degus­ta­dos y prepara­dos por el chef Sebas Gar­cía en el espa­cio gas­tronómi­co Roc 35 de Barcelona.

  • Aper­i­ti­vo de steak tar­tar y foie con Cerveza Alham­bra Reser­va Roja de Cervezas Alham­bra
  • Para los pesca­dos: Pinoteamo Ecològ­ic 2015 de Gra­mona
  • Gam­bón de la cos­ta de Gran Blau
Gambón de la costa de Gran Blau

Gam­bón de la cos­ta de Gran Blau antes de pasar por la parrilla

  • Atún de Gran Blau sobre lecho de cebol­la pochada.
Atún de Gran Blau

Atún de Gran Blau

  • Para las carnes: Bru Pinot Noir 2013 de Gra­mona
  • Magro de pato de San­martí 1850 acom­paña­do de con­fi­tu­ra de fru­tos del bosque hecha en casa.
Magro de pato

Magret de pato

Entrecot de vaca rubia gallega con 60 días de maduración

Entre­cot de vaca rubia gal­le­ga con 60 días de maduración

  • Para el postre: Vi de Glass Gewürz­tramin­er 2011 de Gra­mona
  • Choco­late maracuyá de Uay Bal­am
Chocolate y maracuyá

Choco­late y maracuyá

Ver­duras de la cena de Guzmán Gas­tronomía

Más infor­ma­ción de la mar­ca en Beefer

© 2017 José María Toro. All rights reserved.

A %d blogueros les gusta esto: